Palabra de lector

La depreciación del peso sí afecta a la mayoría de los mexicanos

El secretario de Hacienda, Luis Videgaray, salió ahora con que la depreciación del peso no afecta al país, pero eso se me hace demagógico porque aumentan los precios de los productos y quienes pagan los costos somos los que vivimos en la microeconomía.

El funcionario manifestó recientemente que está dispuesto a la revisión de la reforma fiscal, pero ese criterio no ayudaría en nada a quienes padecemos los estragos de la reforma laboral calderonista defendida por el actual gobierno federal.

Además dijo que el tipo de cambio es flexible y se ajusta según la oferta y la demanda, característica que no tienen los bolsillos de la mayoría de los mexicanos.

Espero que las medidas de austeridad se apliquen desde ahora en todas las dependencias públicas, que no reparan en gastos, independientemente del ajuste al presupuesto para 2016.

Samuel Flores, Estado de México

 

Rebasó multitud capacidad de la FAM en espectáculo aéreo

Primero me uno a la felicitación a la Fuerza Aérea Mexicana con motivo de sus 100 años, pero creo que la multitud rebasó la capacidad de la base de Santa Lucía, ubicada en el Estado de México.

Por ejemplo, solo había un camión para transportar a la gente que llegaba a la entrada de las instalaciones, cuando las fuerzas armadas cuentan con varias unidades.

Si bien se rompió récord de asistencia en este quinto show, muy emocionante, la única unidad terminó por no brindar el servicio, que tardaba una hora en ir y venir en el largo camino interno dentro de la base.

Las gradas fueron pocas y unas eran solo para familiares de militares, lo que denota una clara discriminación, pues además meseros les ofrecían bebidas y alimentos, mientras el resto de mortales se acomodaba en el piso, muchos cargando a sus niños y algunos metiendo a bebés en pequeñas casas de campaña. En fin, creo que falló la logística para un gran espectáculo.

Marcos Sánchez, Hidalgo

 

No entiendo disculpa del Presidente por casa blanca”

Con todo respeto, creo que si la compra de la casa de La Gaviota fue legal, el presidente Enrique Peña Nieto no tiene por qué ofrecer disculpas, independientemente de que pretenda recobrar la confianza de la gente.

Lo que sí preocupa y en nada ayuda es que el secretario de la Función Pública, Virgilio Andrade, se haya tardado tanto tiempo para decir lo que muchos intuíamos que iba a decir: que no hay truco en este tema.

Eso da pie a que personajes como el coordinador de los diputados del PRD, Miguel Alonso Raya, considere que el informe que es una burla para la sociedad y carece de credibilidad.

Es verdad que el jefe del Ejecutivo federal ha enfrentado adversidades extraordinarias; sin embargo, debe redefinir el rumbo económico del país y hacer valer el voto de confianza que le dieron las principales fuerzas políticas en el Pacto por México, aunque también requiere de la colaboración y no del obstruccionismo de algunos dirigentes partidistas.

René Jiménez, Distrito Federal