Nada Personal

Sí hay “cariño” para Puebla

El “cariño” por Puebla se refleja en el presupuesto destinado al estado, afirmó el entonces secretario de Hacienda y Crédito Público Ernesto Cordero Arroyo al participar en 2011 como  orador único en el acto por los primeros 100 días de gobierno de Rafael Moreno Valle.

Algo similar podría estar ocurriendo con el actual secretario de Hacienda, Luis Videgaray Caso, y con el presidente Enrique Peña Nieto en la definición del presupuesto para el ejercicio fiscal 2015 para Puebla.

Si las visitas constantes a la entidad por el Presidente de la República y la innumerable presencia de diversos secretarios del gabinete federal se interpretan como “cariño” al estado, éste debe traducirse en los números para el gasto.

Y todo indica si habrá “cariño” de las autoridades hacendarias del gobierno federal a la administración de Moreno Valle, aunque ello implique “quedar tablas” respeto a lo ejercido este año.

Los resultados del encuentro entre el mandatario poblano y el secretario de Hacienda son promisorios para el plan de gasto del gobierno.

Esta primera señal a favor de las finanzas públicas del estado contrasta con los mensajes y “festejos” ominosos de diputados del PRI y su “vocero oficial” respecto a una presunta reducción presupuestal, como si fuera un triunfo de la “oposición”.

Al margen de la miseria política de algunos legisladores federales priistas que auspiciaron una estrepitosa caída de los ingresos federales al estado, la realidad es otra.

Frente a la adversidad financiera asociada a la fijación de precios del petróleo en el diseño del Presupuesto Federal 2015, el gobierno del estado de Puebla será el menos afectado porque sí hay “cariño” y ese se reflejará en los números finales.

Si bien el presupuesto será similar al ejercido este año, como lo adelantó ayer el mandatario estatal, no tendrá recortes de mayor magnitud como se espera ocurra en otras entidades de la república.

pablo.ruiz@milenio.com