Nada Personal

Elección de Estado


Si no hay elección de Estado con el apoyo de recursos federales, la presencia de la delegada de Gobernación Ana Isabel Allende Cano en Ciudad Serdán en un evento de la candidata del PRI a la gubernatura, demuestra lo contrario.

Ese discurso oficial del "blindaje" electoral termina por ser una excelente formalidad y coartada para que funcionarios federales intervengan a favor de un candidato y partido político.

Si ya es grave que cualquier funcionario público participe de manera activa en una campaña, tratándose de la delegada de la secretaría federal encargada de los asuntos de política interna del país, Gobernación, es delicado.

Independientemente que en nada ayudan a la candidata a la gubernatura la ex diputada federal y ex presidenta del CDE PRI y el desprestigiado alcalde priista de Chalchicomula de Semema, Juan Navarro Rodríguez, la realidad es que hay una simulación federal a la veda electoral.

Ocurre por ejemplo con el Oficio Circular 001/2016 girado por la Secretaría de Desarrollo Social con fecha 3 de marzo.

Con el argumento del "blindaje" a los programas sociales con motivo de las elecciones en 12 estados, citan una serie de disposiciones legales y establece la conformación del comité central de legalidad y transparencia del blindaje electoral y la suspensión de la difusión de propaganda.

Sin embargo, pese a las disposiciones, abren la puerta al uso discrecional de programas, tal y como lo establece en el punto 4 de "manejo de recursos y entrega de apoyos:

"Con el propósito de no afectar los derechos de los beneficiarios en situación de vulnerabilidad, se ha determinado que aquellos programas cuyos padrones sean 'transparentes' y estén sujetos a un calendario de entrega de apoyos, 'no sean interrumpidos' durante el periodo electoral".

Añade la Sedesol, del "blindaje: "Los programas que no están sujetos a un padrón, ni un calendario que afecte una temporalidad, como son: Coinversión social, Empleo Temporal, Fomento a Economía Social, Opciones productivas y 3x1 Migrantes".

Además de liberar el uso de programas, eso sí, la Sedesol les indica: "Se deberá actuar con 'probidad' en todo momento para evitar el uso y manejo de recursos públicos durante el periodo que comprende del inicio de las campañas al día de la jornada electoral y se vea relacionado con actos de proselitismo".

Con la delegada de Gobernación en campaña del PRI y el "blindaje" de Sedesol ¿hay elección de Estado?

pablo.ruiz@milenio.com