Nada Personal

Clérigos, blanco del crimen

En un país con los niveles de violencia ligados al narcotráfico, los sacerdotes se convierten en los principales blancos del crimen organizado.

En un reciente recuento de Milenio Televisión, en el caso particular de los clérigos han sido asesinados a la fecha diez en el país.

Jerarcas de la Iglesia católica atribuyen los crímenes contra los curas por dos razones fundamentales: la información que poseen desde las parroquias y la influencia que tienen en las comunidades.

En este aspecto México se colombianizó; en los momentos más difíciles de la “narcoviolencia” en Colombia, en aquella nación sudamericana fueron asesinados varios clérigos, incluidos obispos.

Al asesinato de los diez párrocos en últimas fechas en diversos estados, le había precedido el caso de Juan Jesús Posadas Ocampo, cardenal de la Iglesia católica en México y obispo de Guadalajara, muerto el lunes 24 de mayo de 1993.

El Consejo Episcopal Latinoamericano (Celam) con sede en Bogotá, Colombia -que agrupa a los obispos de la Iglesia Católica de Latinoamérica y el Caribe- documentó en su momento las razones de los ataques a los representantes de la Iglesia católica.

Lo que ocurre en diversas entidades de la República Mexicana en relación a los ataques a los sacerdotes coinciden con lo ocurrido a prelados en aquella nación sudamericana.

Los curas de las parroquias son, en las comunidades, autoridades morales que conocen de los  feligreses la realidad social, económica, política y seguridad pública.

Destacados representantes de la Iglesia han perdido la vida por su papel evangélico, el caso más cercano es el del obispo Óscar Arnulfo Romero asesinado en el templo en San Salvador de la República de El Salvador, la nación centroamericana que debió pasar una costosa guerra civil.

En este entorno y contexto reaparece nuevamente el padre Alejandro Solalinde, al frente de un grupo de migrantes centroamericanos que han sido abusados por la delincuencia organizada y las policías y agentes del INM.

pablo.ruiz@milenio.com