Nada Personal

Alcaldesa omisa de Tehuacán, ¿por omisión o comisión?

El asesinato del empresario constructor y su esposa, ocurrido la noche del sábado en calles céntricas de Tehuacán, obedece a un corrimiento de los “malos” que han trasladado sus operaciones delictivas del estado de Veracruz a esta franja de la entidad.

De acuerdo a las versiones de los empresarios, los “malos” ligados a la delincuencia organizada le cobra “cuota” a por lo menos del 50 por ciento de los grandes empresarios de aquella ciudad.

Procedentes principalmente de Veracruz, donde operan en Fortín de Las Flores, Córdoba y Orizaba, han incrementado su influencia en los municipios del corredor de Tehuacán, Esperanza, Cañada Morelos y Ciudad Serdán.

José Manuel Herrero Arandia, empresario constructor con negocios del ramo en los estados de Veracruz y Oaxaca, se presume es una de las víctimas del cobro de “cuotas de protección” o “piso”, ha trascendido en círculos empresariales.

Junto con su esposa María Cristina Carvajal, el empresario constructor regresaba a su domicilio luego de haber compartido un domingo familiar.

El hecho de violencia ha consternado a la sociedad tehuacanera y describen el doble homicidio como “una ejecución” de la delincuencia.

Por la hora, el lugar y las circunstancias, los crímenes tiene el sello de los “malos” para enviar un mensaje e imponer el terror a sus víctimas, de negarse al pago de “cuotas”, concluyen en círculos sociales de aquella ciudad.

Desde hace meses los empresarios, principalmente, al denunciado un incremento de la delincuencia del fuero común y de delitos de “alto impacto” sin que el gobierno municipal atienda sus exigencias de coordinación con los tres niveles de gobierno.

En el último evento de instalación del consejo de seguridad nuevamente la alcaldesa de extracción priista Ernestina Fernández Méndez no se presentó, pero también lo boicoteó.

Las autoridades deberían investigar los actos de negligencia de la presidenta, porque así empezaron en sus malos pasos el matrimonio Abarca en Iguala, Guerrero.

Si alguien debe responder por omisión en su responsabilidad es Eliseo Lezama Prieto, el ex presidente municipal de Tehuacán, quien hoy funge como delegado regional de la SGG y justamente le corresponde esta zona “caliente”. Es omiso o no cumple con su trabajo.

pablo.ruiz@milenio.com