Reporte de inteligencia

Un policía y académico, en lugar de un general

Ya no sabe uno qué pensar. El jefe de policía era un general del Ejército Mexicano y ahora será un viejo policía de la Federal de Caminos.

Mi experiencia con los federales de Caminos, es muy mala. Las únicas tres veces que me he topado con uno, me han exigido dinero.

Pero ya es casi un hecho. El Municipio dará un giro en la estrategia.

El cambio es de fondo: Sale el general Miguel Pizarro Arzate. Entra el experto en seguridad, Francisco Salazar Soni.

Es un cambio de estilo, formación y disciplina.

El nuevo hombre propuesto para secretario de Seguridad de León, Francisco Salazar Soni, tiene una trayectoria de muchos años en distintas corporaciones, pero no en altos cargos, como en la Policía Federal de Caminos y en el Gobierno del Estado de San Luis Potosí.

Es un policía de carrera y un académico. Estuvo en la Universidad Autónoma de San Luis Potosí y en la Universidad de Querétaro, impartiendo la materia de derecho penal. Sus rectores hablan muy bien de él.

Aunque su formación fue en la Policía Federal de Caminos, la corporación más corrupta de México. Por supuesto que no parece que Francisco Salazar Soni sea del viejo estilo de la Federal de Caminos. Llama la atención que estuvo en el Cisen, por lo que debe tener experiencia en el espionaje. Y su último cargo fue como vocero de la Secretaría de Seguridad Pública de San Luis Potosí, en donde por cierto renunció al cargo porque no le dieron dinero ni facultades.

En el papel, Francisco Salazar Soni tiene menos experiencia que el general Miguel Pizarro Arzate. El general estudió en el Colegio Militar, fue jefe en el Campo Militar Número Uno y tenía el más alto grado en el Ejército Mexicano. Pizarro fue comandante del Ejército Mexicano en Ciudad Juárez y Sinaloa, y además fue agregado militar en Colombia. Pizarro es un hombre operativo y experto en la calle. Pero el currículum, no lo dice todo.

Francisco Salazar Soni tendrá la oportunidad de demostrar que tiene la capacidad y el conocimiento para hacer la policía del presente y del futuro para León. Un punto a su favor es que es un académico, un abogado con capacidad para darle sentido a la corporación, con orden y disciplina. Según parece, se trata de darle prioridad al trabajo de planeación y no tanto a la labor operativa. Ya veremos.

http://twitter.com/pccarrillo