Reporte de inteligencia

El negociazo de la basura ya no será de panistas

En abril del 2013, lo publicamos en Milenio León. La recolección de la basura en León, estaba en manos de unas cuantas familias.

Una solo familia -Los Reyes Aguilar-, tenía 24 contratos de recolección en León. Ellos cobraban 17 millones 422 mil pesos por año. Ahí estaban los hermanos, tíos, primos, cuñados, padres y sobrinos.

Otra familia -Los Manrique-, tenía 13 contratos de ruta y recibía pagos de 10 millones 85 mil pesos por año. Ahí estaban Graciela Manríquez Vela, Marco Antonio Manríquez Vela, Juan Manuel Manríquez Vela, Antonio Vela Lerma, César Salas Arenas, Ricardo Durán Torres, Marisela Zermeño Juárez, Martina López Rocha y José de Jesús Gómez Pérez, todos parientes y encargados de rutas.

Y la otra gran familia es la Arroyo. Ellos tenían 13 contratos por 9 millones 361 mil pesos. Y también había padres, hermanos, tíos y cuñados en el negocio: José Arroyo Murillo, Pedro Arroyo Murillo, María Guadalupe Arroyo Murillo, Ramona Arroyo Aguilera, Leobardo Arroyo Aguilera y Manuela Morales Hernández, todos familiares y concesionarios. Además la familia Castillo tenía 13 contratos por 9 millones 361 mil pesos y Los Ornelas tenían 6 rutas con ingresos por 4 millones de pesos.

El negocio de la basura de León estaba en manos de unos cuantos. Y hay diversos testimonios que los vinculan con algunos panistas. Los contratistas se metían a los asuntos del Partido Acción Nacional y apoyaban a los candidatos.

Era obvio que eso tenía que cambiar.

Con el cambio de Gobierno, los concesionarios no podían ser los mismos, y menos porque esas familias eran las beneficiadas. Así ocurrió en 1989, cuando el cacique de la basura, Juventino Castrejón Chavarría, paró el servicio de recolección en el nuevo gobierno de Carlos Medina. Juventino Castrejón tenía el gran contrato millonario y perdió los privilegios.

Ahora ocurre lo mismo. El gobierno del PRI detectó que el negocio de la basura durante las administraciones del PAN estaba en manos de cuatro o cinco familias, y ya terminaron los contratos. Así operan los cambios. Así son los reacomodos obligados. El business se hará en otro lado.

http://twitter.com/pccarrillo