Reporte de inteligencia

Un decreto con dedicatoria para León

Un día vino el entonces presidente Felipe Calderón Hinojosa y les dijo a los zapateros de León que mejor buscaran otro tipo de industria.

Palabras más, palabras menos, Calderón comentó que había que diversificar la industria y que no podían poner todos los huevos en una misma canasta. O sea que mejor se dedicaron a otra cosa.

Enrique Peña Nieto, en cambio, hizo un decreto para blindar a la industria zapatera de la importación ilegal y la competencia desleal.

Peña Nieto hizo el decreto en su segundo año de gobierno.

Ni Vicente Fox, ni Felipe Calderón, quisieron entrarle.

Un presidente del PRI fue el que hizo el esquema de protección que los zapateros de León habían esperado desde hace 12 años. Un priista, lejano a la industria, hizo el esquema como lo tiene Brasil, que pone candados a la importación de zapatos de China para evitar la afectación de la industria. Enrique Peña Nieto lo entendió y lo ejecutó de inmediato, haciendo un blindaje que satisface a los zapateros.

El PRI sí pudo.

El PAN no.

Lo más grave es que ni Vicente Fox que era de aquí y que fue fabricante de botas en un tiempo, quiso entrarle al blindaje. Fox se la pasó los seis años evitando el tema, y dejando que los productos chinos ingresaran al país.

Felipe Calderón tampoco quiso hacer el esquema correcto. Durante el sexenio dio sólo esperanzas, pero nunca le entró.

Con esta medida, Enrique Peña Nieto ya se ganó a la industria.

Suspendió la desgravación arancelaria (todas las importaciones de calzado tendrán que pagar un arancel superior al 25 por ciento).

Restableció los precios de garantía.

Definió nueve aduanas exclusivas para importar calzado.

Se hizo un padrón sectorial de importadores de calzado.

Y se establecieron observadores de la industria en las aduanas.

Ahí está el decreto. Por cierto hoy se publica en el Diario Oficial de la Federación.

Es un decreto especial para León, una acción de la Presidencia de la República dedicada especialmente para los empresarios leoneses. Es tal vez la prueba de que Peña Nieto tiene interés en que los leoneses estén contentos con el Gobierno Federal y con el tricolor. Con esa decisión de fondo, el PRI se fortalece en León, de cara a las elecciones por la Alcaldía en el 2015.

El PRI, en León, va por todo.

http://twitter.com/pccarrillo 

pablo.carrillo@milenio.com