Reporte de inteligencia

Dejemos a un lado a los partidos políticos y pensemos en León

El espectáculo que dan los partidos políticos, es vergonzoso y deprimente. El PAN y el PRI están metidos en un pleito burdo y descarado desde hace varios años y eso no le ayuda en nada a la ciudad.

Los partidos políticos sólo quieren fastidiar a los adversarios y se dedican a bloquear los esfuerzos de los otros. El PAN se dedicó a atacar al PRI en la pasada administración. Y ahora el PRI se dedica a destruir todo lo que plantea el gobierno del PAN.

Ya dejen de estar peleando.

Pónganse a trabajar por el bien de la ciudad y definan las grandes acciones que requiere León. Es momento de pensar en el bien de León y no en el bien de los azules o los tricolores. Es un asunto de responsabilidad con la ciudad. Los políticos tienen que hacer a un lado su ideología y su militancia para pensar en el bienestar de los que vivimos aquí.

¿Es mucho pedir?

Lo que queremos los ciudadanos son políticos que piensen en construir una gran ciudad, competitiva y moderna, que tenga crecimiento económico y atienda a la pobreza, y parece que a ellos no les importa porque primero piensan en su partido, antes que en los ciudadanos.

Los regidores y diputados del PRI no actúan a favor de la ciudad y sólo quieren vengarse de los ataques que hizo el PAN a la pasada administración del tricolor.

León está siendo víctima del pleito entre estos dos grupos. El ambiente político en la ciudad está polarizado por culpa de ellos. Hay que ponerles un alto. De lo contrario, nos llevarán entre las patas.

Twitter: @pccarrillo
pablo.carrillo@milenio.com