Reporte de inteligencia

Candidatos independientes compiten en desventaja

La cantidad de recursos que le van a dar a los candidatos independientes de Guanajuato es absurda y ofensiva. Son 110 mil pesos para el profesor José Alberto Méndez, de Comonfort. En cambio el tope de campaña de los candidatos del PRI, PAN, PRD y otros, de ese Municipio, es de 473 mil pesos. Y todo mundo sabe que se gastan cuatro o cinco veces más recursos que el tope de campaña.

¿Por qué esa diferencia?

Es inequitativo. Es una competencia desigual. Y no hay ningún argumento para darle menos dinero a los independientes.

Con 110 mil pesos no se puede hacer nada. Si acaso se puede pagar la gasolina del vehículo del candidato para moverse por el municipio en los dos meses de campaña y organizar cuatro o cinco eventos. Las campañas tendrán que hacerse sin dinero, sin espectaculares ni anuncios, sin playeras ni gorras gratis.

La candidata independiente de Pénjamo, Regina Muñoz, por su parte, pidió una autorización para conseguir financiamiento privado por 595 mil 527 pesos, y el Instituto Electoral se lo negó. Los consejeros no quisieron darle la oportunidad de conseguir recursos por su cuenta.

Es decir que las campañas independientes son pobres y limitadas. Pero ahí vamos a ver si el pueblo les da el apoyo, enviando a la vez un mensaje contundente de rechazo a los partidos políticos.

En todo el país, los candidatos independientes tienen problemas para hacer campaña. Si acaso, El Bronco, en Nuevo León, ha podido hacer una campaña intensa y por lo mismo ya está en los primeros dos o tres lugares de las preferencias.

De cualquier forma, las candidaturas independientes representan un avance en la democracia de nuestro país. Con muchos obstáculos, pero este 7 de junio tienen la primera oportunidad. Ahora depende de los ciudadanos.

http://twitter.com/pccarrillo 

pablo.carrillo@milenio.com