Top 5

Sin temor al diablo

Terror

1 Uno de los géneros cinematográficos más lastimados en los últimos años ha sido el terror. En tiempos de Oscar, los fanáticos del horror pensamos con nostalgia en títulos como El exorcista o El bebé de Rosemary, piezas atemporales, aterradoras y dignas de premio.

El conjuro

2 Es por eso que extraños destellos de luz como El conjuro nos emocionan tanto (y de paso se convierten en fenómenos de taquilla). Es un hecho: a la gente le encanta asustarse. Tras el gran largometraje de James Wan, pensamos que el terror tendría un buen 2014.

Actividad paranormal

3 Nada más alejado de la realidad. Primero vino Actividad paranormal: los marcados, la tumba de una franquicia cuyo primer título fue refrescante. Ahora llega a las pantallas mexicanas El heredero del diablo, cuya publicidad abarca cada rincón de la Ciudad de México.

Fórmula

4 La película es solo la imitación de otras cintas: cámara portátil, la mencionada El bebe de Rosemary, El exorcista; es decir, no hay nada original. Para colmo, pierde mucho tiempo en su planteamiento y desaprovecha la oportunidad de explotar la subtrama de las sectas.

2014

5 Para 2014 no hay títulos anunciados que nos emocionen (eso tiene su parte positiva, tras la decepción de Theevil dead el año pasado). Al menos tendremos la tercera entrega de The human centipede y la cinta israelí The big bad wolves, recomendación de Tarantino.

http://twitter.com/orramos