Top 5

Ariel, la ceremonia

Ariel

1 Una cosa son los ganadores del Ariel, los discursos y el contenido. Otra muy distinta es la forma, y es justo de ello de lo que hablaremos aquí ¿Por qué? Porque la ceremonia del año pasado fue un acontecimiento tristísimo en cuanto a valores de producción se refiere.

Alfombra roja

2 Afortunadamente los invitados (en su gran mayoría), lucieron de gala, justo como debe ser en este tipo de eventos (por muy trasgresores que algunos quieran sentirse). Gracias a la mala organización, los nominados desfilaron con prisas, ya que el evento estaba por comenzar.

Escenario

3 Sin duda, la gran mejoría para este año fue el escenario. A diferencia de 2013 (solo una pantalla de leds con una iluminación pésima), ahora vimos un espacio con distintos elementos visuales al fondo y en el piso, que enriquecieron las distintas tomas de cámara.

Producción

4 Se agradecieron otros recursos de producción como las imágenes de transición a la hora de presentar nominados y los gráficos para presentar los nombres de los ganadores. Faltó orden a la hora de sentar a potenciales ganadores y a las figuras más populares en primera fila.

Detalles

5 Todos estos detalles podrían parecer intrascendentes, pero no lo son. En conjunto, son los que dan la sensación de que estamos viendo una ceremonia importante, planeada con cuidado y claridad. Hubo mejoras, pero el Ariel aún tiene mucho que trabajar para la próxima.

http://twitter.com/orramos