El Escritorio

Lo que el PAN dejó a Torreón

La alternancia que promete el PAN para Coahuila la conocemos los torreonenses. Nuestra ciudad ha sufrido alcaldes panistas la mitad de los últimos 20 años. Lo que ahora en la víspera electoral presumen como logros y resultados de sus gobiernos a través de espectaculares ilegales se dio en una ciudad distinta a la que sus gobiernos dejaron.

Don Jorge Zermeño recuerda como un gran logro la creación del Fideicomiso de Seguridad Pública, un fondo que llegó a manejar 10 millones, cuando sólo esta administración ha invertido más de 300 millones. Guillermo Anaya presume los bajos índices delictivos del Torreón que gobernó hace más de 10 años, antes de que el crimen realmente organizado aterrorizara a Torreón durante la administración de su compadre Felipe Calderón y del entonces panista José Ángel Pérez, quien prometió la mejor policía del norte del país y entregó la peor.

SIMAS también recuerda mucho a los tres gobiernos panistas: la planta tratadora construida por Jorge Zermeño nunca logró cumplir su papel y fue heredando veinte años de inoperancia y un litigio con la empresa Ecoagua que esta administración logró resolver a favor de los torreonenses. A Anaya se le perdieron 70 millones en la cuenta de la paramunicipal y José Ángel compró 14  mega tanques inservibles que costaron más de 90 millones. Está administración afrontó este rezago y ha construido 24 pozos de agua.

Cuando ellos gobernaron, ya estaban ahí abandonados los terrenos en los que construimos la Línea Verde o La Jabonera; ya se pedía la construcción de un Centro de Convenciones y un IMPLAN que proyectara la ciudad a largo plazo. Ya se encharcaba la ciudad cada lluvia y se pedía  un adecuado manejo de las aguas pluviales, no concretaron nada de ello.

Lo que no recuerdan los exalcaldes panistas es que ninguno de ellos recibió Torreón en el rezago y recesión que ellos propiciaron. 12 años en el gobierno federal no le sirvieron de nada al país. Coahuila y sus municipios no deben permitir que con el PAN regrese el mal gobierno y el narcotráfico.



miguelmerya@gmail.com