El Escritorio

Coahuila y el IMCO

Con frecuencia hay temas que se esconden o no se dan a conocer con la firmeza que se debiera, la razón es que no venden o no son redituables para sembrar el debate o la rabia colectiva. De continuar en este sentido, las sociedades no podrán avanzar lo suficiente en el abordaje maduro de los asuntos públicos.

Por ejemplo, el tema de la transparencia pareciera encarcelado en ser la bandera de campaña de todos los partidos, también ahora de los falsos independientes y por otro lado, no se reconoce lo que los gobiernos impulsan en suagenda.

El Instituto Mexicano para la Competitividad, entre otras líneas de investigación y diseño de políticas, ha trabajado en promover la sanidad y transparencia de las finanzas públicas. La transparencia y rendición de cuentas deben de ir más allá del cumplimiento de requisitos de información pública mínima y por ello el IMCO desarrolló 100 criterios que debían de cumplir la información presupuestal de estados y municipios, para ser información útil al ciudadano, que auténticamente rinda cuentas.

El Gobierno de Rubén Moreira Valdéz, ha cumplido al 100% con estos criterios y fue más allá al promover que sus municipios también lo hicieran. Con ello, además de ser el estado mejor evaluado, también es el único estado cuya totalidad de municipios cumplen al 100% con estos criterios que incluyen entre otros: “el acceso a las leyes de ingresos y presupuestos de egresos, aspectos generales de contenido y estructura de Ley de Ingresos y Presupuestos de Egresos, el uso de clasificaciones emitidas por la CONAC, el desglose de recursos destinados a las dependencias y oficinas de gobierno, información sobre recursos que las entidades federativas transfieren a los municipios, el desglose de información presupuestal destinada plazas y sueldos de funcionarios públicos, los recursos transferidos de la federación a las entidades federativas, el presupuesto destinado a fideicomisos, subsidios y programas de las entidades federativas, el tipo de reglas utilizadas por los gobiernos para realizar ajustes o reasignaciones del dinero público”.

El IMCO destaca como mejor práctica que Coahuila presentó un presupuesto de egresos sin adenda.

En Coahuila, la transparencia no es una concesión, es un derecho.


miguelmerya@gmail.com /@MiguelMery