En frecuencia

Leyes de avanzada en el Legislativo

Finalmente en el Congreso del Estado se aprobó por unanimidad la reforma a la Ley Electoral un hecho que merece toda nuestra atención toda vez que a diferencia de leyes de otros estados aborda diversos temas que no fueron contemplados como el hecho de definir por ejemplo si quienes desean reelegirse deberán o no pedir licencia, lo cual en nuestra entidad deberá ser para los alcaldes y diputados que estén en el cargo y deseen una elección consecutiva.

El principal argumento esgrimido sobre la necesidad de pedir licencia es el evitar que los aspirantes tengan acceso al uso de recursos públicos diferentes de los que son destinados a las campañas política, sin embargo existen serias dudas sobre ello, pues el hecho de ser los titulares del cargo pese a solicitar licencia no dejan de ostentarlo.

Creo que el pedir licencia al cargo para seguir en el mismo, no necesariamente les pone en paridad competitiva, y será cuestión de participar en el experimento para decidir si en un futuro se requieren reformas para adecuar a la práctica real de un proceso electoral.

De hecho me llamó la atención el ejercicio que pretende hacer la fracción del Partido Acción Nacional de someter la nueva ley a un proceso de impugnación que permite, si me concede la expresión, cribar la legislación local a fin de evitar que en el 2018, las elecciones no se definan en las urnas sino en los tribunales.

Un ejemplo de esto es lo que ocurrió con la paridad de género en el pasado proceso electoral que permitió ceder algunas posiciones debido a que por una parte los tribunales locales defendían una tesis y los tribunales federales otra, lo cual viene a restar certeza jurídica al elector que espera que su voto sea respetado en las urnas.

Así me comenta el legislador panista Éctor Jaime Ramírez tras la publicación de la nueva ley en el Periódico Oficial del Estado de Guanajuato llevarán a cabo este ejercicio lo que dará tiempo de hacer los cambios necesarios a fin de que esto no suceda, lo cual es importante si se quiere contar en la entidad con una ley de avanzada que vele por los derechos tanto de quienes se postulen como de los ciudadanos que acudirán a las urnas el año entrante.

Ley de protección a periodistas

En la sesión de ayer también se abordó el dictamen que fue sometido al pleno para la aprobación de la Ley para la Protección de Personas defensoras de los Derechos Humanos y Periodistas del Estado de Guanajuato, misma que fue regresada a comisiones ante una serie de observaciones en las que se incluían la necesidad de sancionar a aquellos que amenazaran la libertad de expresión.

Cualquiera pensaría que el hecho de que se regrese a comisiones es un intento por frenar una legislación de este tipo en medio de una crisis de ataques a comunicadores, que no se ha dado en Guanajuato, como ha sucedidos en otras entidades del país como Veracruz, que cuenta con una ley similar pero que ha demostrado una ineficacia dada la gran cantidad de periodistas asesinados en aquella entidad. La iniciativa de ley pudo seguir el camino de ser desechada y tener que elaborar un nuevo proyecto de dictamen sin embargo será analizada para enriquecerla, lo cual es importante, pues nos queda claro que el derecho a expresarse libremente sin amenazas no es exclusivo del medio periodístico.

miguel.puertolas@milenio.com