Bambi vs. Godzilla

"El secreto de Adaline"

En un verano cotizado por superhéroes, estríperes, osos de peluche misóginos, dinosaurios y minions, el estreno de un melodrama de época protagonizado por la ex gossip girl Blake Lively es una rareza. Si tomamos en cuenta que Hollywood es una sociedad basada en la juventud y cómo preservarla a toda costa, cuesta trabajo compadecer a Adaline, la protagonista de la tercera película de Lee Toland Krieger (Celeste and Jesse Forever y The Vicious Kind), una chica cuyo reloj biológico se ha detenido a la edad de veintinueve años y es incapaz de envejecer.

Adaline nació en 1908 y llevó una vida normal hasta que una noche, al sufrir un accidente de auto en medio de extrañas condiciones meteorológicas, su reloj biológico se detuvo a la edad de veintinueve años, permitiéndole vivir sin envejecer. Así atraviesa el siglo XX, cambiando de identidad y residencia para evitar que su condición sea expuesta y la consideren un fenómeno de estudio. En la época actual vive en San Francisco. Trata de llamar la atención lo menos posible, siendo voluntaria en una biblioteca y con mínima vida social. Durante una fi esta de Año Nuevo conoce a Ellis, un hombre con el que siente una química instantánea pero al que no le permitirá cortejarla para que no descubra su inmunidad al paso del tiempo. Ellis insiste y, después de un par de originales esfuerzos de seducción (que no estaría mal tomar prestados), Adaline considera retomar el curso natural de su vida con él como pareja.

Cuando Ellis la invita a conocer a sus padres durante un fin de semana, Adaline se reencuentra con alguien de su pasado lejano.

Alguien que podría complicar su decisión.

La sensación que produce El secreto de Adaline es la de una película intermedia entre conceptos en los que nunca decide aventurarse. Como cuentito de realismo mágico causaría agruras a los discípulos de García Márquez.

Y como guiño a los misterios de la ciencia con los que justifica la juventud eterna de la protagonista ni siquiera merece el preciado tiempo que Neil deGrasse Tyson dedica a desmentir películas.

Quien vaya atraído por el curioso caso de sus perpetuos veintinueve años saldrá peleado con el guión, que nunca explora el enigma de su eterna juventud. Todo es una excusa para justificar que un ex novio de hace medio siglo y su novio del nuevo milenio se le juntan en la misma fiesta.

A falta de una subtrama que imagine más a fondo los pros y contras de una mujer que nunca necesitará comprar cremas antiarrugas, El secreto de Adaline pasa como uno de esos melodramas estilo Nicholas Sparks, en los que el único encanto proviene del atractivo físico de sus protagonistas y la bonita superficie de sus estilos de vida. Otro gran punto en común con los melodramas de Sparks es ese afán de contagiarnos la angustia del romance frustrado, cuando todo el alrededor invita a pasarla bien. Blake Lively no envejece, consigue taxi al primer intento, le alcanza para rentar un departamento en San Francisco siendo voluntaria en una biblioteca y conoce a un millonario que no la dejará en paz hasta que salga con él. No estoy contando la premisa irónicamente: mientras la parte del trágico accidente que la dejó joven y bella por siempre no escale o de un giro revelador, ese es su drama. El drama de alguien que se sacó la lotería.

En la tradición del cine que reflexiona cómo la edad y la muerte le dan sentido a la vida, El secreto de Adaline es el ejercicio más frívolo en su especie.


***

Dulcería

 

Las 1000 imágenes más bizarras de Batman

El artista gráfico Mitch O'Connell ha posteado en su blog personal una especie de altar a su ídolo de la infancia. Una colección de las mil fotografías más bizarras e inexplicables que encontraremos sobre Batman. Dibujos apócrifos hechos con pésimo pulso, versiones del hombre murciélago en japonés y turco, juguetes que nunca debieron pasar el control de calidad y más rarezas integran este acervo de imágenes.


Link: http://mitchoconnell.blogspot.mx/2011/12/brace-yourself-for-100-most-bizarre.html.


***

Cuadro por cuadro

 

ESTA SEMANA ESCRIBÍ BAJO LA INFLUENCIA DE...

Las pertenencias secretas de Frida Kahlo: http://www.anothermag.com/art-photography/7385/the-secret-possessions-of-frida-kahlo

La proliferación de portadas de libros diseñadas como novelas juveniles: Salman Rushdie y Oran Pamuk son las víctimas más recientes:

http://www.casualoptimist.com/blog/2015/04/20/salman-rushdie-and-adult-ya-crossovers

http://www.amazon.com/Strangeness-My-Mind-novel/dp/0307700291

Las papas de aguacate de Comuna:

http://www.yelp.com.mx/biz_photos/comuna-monterrey-2?select=tf_yfy5ncV8Tzl7AkHNAQA#tf_yfy5ncV8Tzl7AkHNAQA


La nueva patente de Microsoft: lentes que detectan emociones.

Mucho futurismo, pero siguen sin darle un diseño decente a los armazones:

http://blogs.wsj.com/digits/2015/04/29/microsoft-awarded-patent-for-emotion-detecting-eyeglasses/.

Este ranking de las drogas más consumidas en los festivales de música en el mundo:

http://www.lesinrocks.com/wp-content/uploads/2015/05/drug-use-festivals.jpg.


 twitter.com/amaxnopoder