La importancia de las Ciudades Patrimonio Cultural de la Humanidad

Ante la necesidad de generar empleos y detonar economías regionales que permitan el incremento en el nivel de vida de los ciudadanos, los países y sus estados deben ser creativos para utilizar las herramientas a su alcance y ser competitivos en diferentes sectores. El estado de Guanajuato encabezado por Miguel Márquez ha entendido que el sector turístico además del industrial puede generar gran riqueza, pero cómo se puede promover turísticamente un estado donde el zapato, la fresa (agricultura) y los parques industriales han sido los temas principales de los gobiernos para tratar de desarrollar las economías regionales.

Hoy el Secretario de Turismo del Estado Fernando Olivera entiende que la fórmula es diferente y a duras penas ha logrado poco a poco hacer entender a sus compañeros de gabinete la importancia de promover el turismo de manera transversal con cada una de las Secretarías para poder potenciar las posibilidades de colocar a Guanajuato en el ojo de los turistas mundiales. Muchos podrán cuestionarse qué tiene Guanajuato para competir contra Cancún, contra Acapulco, contra Cabo o Huatulco; incluso contra otros países que tienen sol y playa como su herramienta turística principal.

Pues tenemos más que eso y ahí está la gran importancia de las Ciudades Patrimonio de la Humanidad; lo comento porque en el mundo se generan alrededor de 1000 millones de turistas al año, de los cuales 500 millones están en busca de destinos culturales, destinos que tengan conservadas sus tradiciones y cuenten con belleza arquitectónica diferente y aquí es donde si utilizamos las matemáticas podemos ver la gran oportunidad que tenemos en materia de turismo en el Estado ya que en el mundo las ciudades patrimonio cultural son poco más de 200 lo cual nos pone en una situación formidable ya que el mercado de 500 millones de turistas anuales que buscan cultura, tiene muy concentrado su catálogo de opciones. 500 millones de turistas para poco más de 200 ciudades... ¡Es la gran oportunidad!

El Estado de Guanajuato cuenta con 2 ciudades patrimonio, Guanajuato capital y San Miguel de Allende, ésta última ha sido nombrada como mejor ciudad turística del mundo en el 2013 y es que en San Miguel entendimos la importancia de ser una ciudad cultural, así que la decisión de promover de manera inteligente el destino, dio resultado.

Si hoy, el gobierno de Márquez quiere posicionar Guanajuato como el destino cultural de México, debe apoyar de manera incondicional con recursos económicos a Guanajuato y San Miguel, ya que son ambas patrimonio de la humanidad, y así se puedan convertir en su mejor y única herramienta en el Estado, para accesar a esos millones de turistas que buscan destinos culturales. Hoy San Miguel de Allende, con su nombramiento de mejor ciudad turística del mundo, se convirtió en la ventana de Guanajuato en el planeta y eso se debe aprovechar como anzuelo para que desde San Miguel se pueda desarrollar el turismo del Estado y promover a partir de la mejor ciudad del mundo, a los pueblos mágicos, sitios arqueológicos, balnearios, centros de convenciones, festivales, etcétera.

Si queremos ser competitivos en materia de turismo en el Estado, debemos utilizar el pasaporte que las ciudades patrimonio de la humanidad, Guanajuato y San Miguel, nos brindan, para entrar en ese mundo de millones de turistas que no buscan sol y playa, sino cultura y tradiciones; además no debemos ignorar que Acapulco y Cancún, antes eran la joya de la corona, pero hoy se han convertido junto con Michoacán, en la peor cara que jamás haya mostrado México al mundo y si se quiere recuperar la competitividad turística del país y de Guanajuato no está a través de seguir promoviendo como opción principal sol y playa, sino cultura y tradiciones. Guanajuato las tiene.

Sol y playa contra cultura y tradiciones, es como decir 500 millones de turistas entre cientos de miles de destinos turísticos, o 500 millones turistas entre sólo poco más de 200 ciudades patrimonio. Apague su cuenta y verá que los guanajuatenses estamos ante la oportunidad de generar gran riqueza a través del sector turístico utilizando San Miguel de Allende y Guanajuato capital como punta de lanza.

Todo esto, si bien nos da una gran oportunidad como Estado, también puede ser la debacle de la imagen de Guanajuato si la seguridad se deteriora;  para el gobernador Miguel Márquez la seguridad en San Miguel de Allende y en la capital de estado hoy, deben ser prioridad. Lo malo que pase en estos municipios afectaría de manera exponencial lo negativo de todo el estado si recordamos que San Miguel hoy es la ventana de Guanajuato en el mundo.

La pelota está en la cancha del gobernador Miguel Márquez, hoy San Miguel de Allende vive uno de sus mejores momentos en imagen y en economía; el gobierno del Estado debe aprovechar este gran momento, ésta gran oportunidad  y no ver una amenaza política, sino la coyuntura fortuita que Guanajuato esperaba.

* Alcalde San Miguel de Allende