Cartel de espejos

Recuerdos y sabores de la Comarca Lagunera. Presentación

¿Y sabes a lo que sabes?Sabes a piña y a miel,sabes a vino de dátiles,a canela y azafrán,a cacao y a café,a perejil y tomillo,higo blando y dura nuez. 

Carlos Pellicer


La Cocina Mexicana fue declarada patrimonio intangible por la Unesco y esto incluye a la cocina del Norte de nuestro país.   Se ha difundido por años la cocina del Sur y Centro de México.  Una cocina sofisticada y orgullo de todos los mexicanos, pero en esta ocasión  nos ocuparemos de la cocina de la Comarca Lagunera, que tiene su encanto y que es poco conocida.  Francisco Durán y Martínez  y la que esto escribe nos dimos a la tarea de recuperar la historia culinaria y económica de la Comarca Lagunera.  Los dos historia corren paralelas,  bien dice José Manuel Vilabella “La cocina, ¿sabe usted?, es una bandera y una geografía, una forma de contar un país….” .   Se le ha atribuido a José Vasconcelos la frase  “ La cultura termina donde comienza la carne asada”   Mi amigo, el historiador chihuahuense Jesús Vargas Valdés  me comenta que ha buscado en los libros de don José ese comentario y no aparece,  al menos escrito,  sí es que alguna vez  dijo ese comentario;  la frase se convierte en un rumor difícil de probar.  Pero efectivamente en el Norte nos encanta la carne asada, otra vez la geografía influye en nuestras costumbres.  Sin embargo la región lagunera debido a su particular historia,  genera una   cocina lagunera que va a tener  influencia de inmigrantes tanto extranjeros como de otros estados que llegaron a radicar en estoy lares enriqueciendo  nuestra cultura gastronómica. Recuerdos y sabores de la Comarca Lagunera es un libro que contiene los siguientes capítulos: La alquimia de la cocina lagunera, Devociones y comidas, Recetario,  y Los dulces de la Laguna.  El libro publicado por la Secretaría de Cultura con el apoyo de Soriana y de Cimaco pertenece a la colección Patrimonio coahuilense. (2014). La investigación  cuenta con una importante iconografía de colecciones públicas y privadas   desde finales del siglo XIX hasta nuestros días.   La fotografía actual fue tomada por Santiago Chaparro y Manuel Guadarrama en los Municipios de Parras, Viesca,  Cuencamé,  Torreón, Lerdo, y Gómez Palacio,  pero lo más importante de este libro es el rescate de recetarios que nos prestaron  generosamente las familias laguneras.  Los recetarios reflejan la vida cotidiana de una comunidad. Los usos y costumbres de la sociedad y las y los alquimistas de la cocina nos  darán platillos suculentos: Así nuestra comida lagunera tendrá influencia de los inmigrantes de Nuevo León con su famoso cabrito y fritada,  de Durango con sus dulces de nuez y almendra y su capirotada de garbanzo, Zacatecas con la reliquia, de Parras con sus dulces, campechanas y vino,  de Cuencamé las gorditas de cuajada,  Y por supuesto de los españoles  su paella, fabada, tortilla y de los árabes con su jocoque, sus hojas de parra y su kipe y así con muchos otras platillos que sería imposible enumerar, pero que conforman una cocina lagunera de es muy internacional y a la vez regional. Mi agradecimiento a Sofía García Camil de la Secretaría de Cultura de Coahuila,  a Ricardo Martín Bringas, director de Soriana a Nury y Eduardo Murra de Cimaco, al arquitecto Antonio Méndez Vigatá siempre generoso con su colección de Postales  y a todas las personas que contribuyeron con su tiempo y  sus documentos.  Este libro es un homenaje a las familias laguneras que se establecieron en esta tierra, que trabajaron duro y crearon un cocina regional. Los invito a la presentación este martes 11 a las 7.00 p.m. en el Museo Regional. El libro será presentado por mis queridas amigas Nury Farrús de Murra y Claudia Hernández de Valle Arizpe además de  contar con la presencia de Francisco Durán y Martínez.    Los esperamos. 


mary_saldana2002@yahoo.com.mx