Cartel de espejos

El Papa Francisco y Mr. Trump

La visita del Papa Francisco fue un éxito. Francisco habló claro y fuerte. Los problemas de México se ventilaron.  El nuevo “TATIC”, Padre bueno en el idioma tzotzil (a Samuel Ruiz también lo llamaban así) no tuvo empacho en hablar de la injusticia, de la desigualdad, del crimen, señaló a  su Iglesia  acomodaticia en el lujo y el poder y los instó a comportarse como hombres de Dios. Habló para los jóvenes que son el futuro y les pidió tener esperanza, a los criminales los invitó a convertirse.

En  Ciudad Juárez,  frontera con el país mas poderoso del mundo señaló a Donald Trump como “no cristiano por su política antiinmigrante y por estar en contradicción con las enseñanzas de Jesús”. “Un hombre que quiere levantar muros en lugar de puentes”. 

En Estados Unidos hay 75 millones de católicos; practicantes o no, la influencia del Papa se dejó sentir en este viaje, y no sólo con los católicos, sino en el Congreso, en los medios de Comunicación y en el mundo.  La respuesta de Trump no se dejó esperar al señalar al Papa como pieza al servicio de México y como un hombre político.  Y dijo

“ … cuando ISIS ataque al Vaticano, el Papa deseará que Trump hubiera llegado a la presidencia”.  

Tengo la confianza que las palabras del Papa de justicia y de amor  llegarán al corazón de los americanos buenos sean católicos o cristianos o de cualquier otra religión para ver a la luz de la verdad al mejor candidato para suceder a Obama, y esa persona no puede ser Trump que tiene un discurso de odio hacia el “otro” y en este caso hacia México.

El Papa tomó una postura justa y correcta en relación a la migración hacia Estados Unidos, no sólo de los mexicanos sino de los latinos. En otras ocasiones también ha pedido por los migrantes Sirios que están llegando a Europa.  La injusticia, la pobreza, y  el corazón frio  del  mundo se refleja en las migraciones.

Con palabras de  esperanza,  de paz, de justicia “Tatic” el Padre bueno deja México.  Su Iglesia tendrá que seguir su ejemplo.  Por lo pronto  brindó su apoyo a nuestros hermanos migrantes.


mary_saldana2002@yahoo.com.mx