Fortuna y poder

Bancos, discreto desacuerdo

La 77 Convención Bancaria se centrará, sin duda, en dos temas: la necesidad de profundizar la penetración del crédito como proporción del PIB y procurar una mayor competencia en el sistema bancario, y el eje de la reforma financiera.

Ambos implican un discreto pero muy serio debate entre autoridades y banqueros.

Para el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, no hay duda de que la banca puede y debe prestar más. El objetivo —ha dicho— es que el crédito alcance 40% del PIB, casi el doble de lo que presta hoy.

En tanto, la comisión antimonopolios, que encabeza Alejandra Palacios, en coordinación con el Banco de México, de Agustín Carstens, realiza un análisis sobre la competencia en el sistema bancario.

Sobre el aumento del crédito, los banqueros, encabezados por Javier Arrigunaga, han dicho que el objetivo de aumentar el crédito es positivo, pero han advertido que debe crecer conforme a la expansión económica y específicamente a la demanda del sector productivo. Han señalado los riesgos de elevarlo de manera artificial.

En un análisis propio, BBVA Bancomer, encabezado por Luis Robles Miaja, ha encontrado que la banca es uno de los sectores con mayor competencia, incluso registra uno de los menores índices de concentración.

Un tema que hoy coloca frente a frente a banqueros y autoridades es el de las reglas aplicables a las cámaras de compensación (CC) para pagos con tarjetas, y las disposiciones generales aplicables a las redes de medios de disposición.

Éstas, en términos generales, tienen tres objetivos concretos: evitar barreras a la entrada, evitar distorsiones de precios y facilitar la innovación, y fortalecer la seguridad y la administración de la red.

Sin embargo —dicen en corto los banqueros—, algunas prohibiciones en las reglas de CC pueden afectar la innovación y el crecimiento de las redes, pues son prácticas que no necesariamente reflejan una falla de mercado y no necesariamente son anticompetitivas.

Además, son estrategias similares a las usadas en otros mercados competitivos.

Saldos

Otro tema que preocupa a los bancos son las cuotas de intercambio y las tasas de descuento y su presunta afectación a la competencia en el mercado. Hay un discreto, pero firme, desacuerdo entre autoridades y bancos.

http://twitter.com/marco_mares