Cuestión Política

Autonomía en entidades federativas. ¿Y?

La flagrante violación a la ley se consumó: dos de los tres gobernadores del PRI que tenían un pie en la cárcel por la osadía de robarse el erario público y al dejar en deuda por más de tres décadas a "sus entidades", quedará para otro tiempo, luego de que sus congresos integrados por diputados serviles los mantendrán, cuando menos en los próximos meses, con vida física artificial.

Roberto Borge Angulo, mandatario de Quintana Roo y César Duarte Jáquez, de Chihuahua, impusieron su ley con legisladores a modo y que se prestaron a todo tipo de componendas y corrupciones durante las sesiones extraordinarias que llevaron a cabo en los últimos dos días de esta semana.

Lo lamentable de esos hechos consumados es que ni la sociedad ni la buena voluntad del CEN tricolor y el gobierno federal pudieron hacer un llamado a dichos gobernantes, quienes a lo largo de su ejercicio sexenal, se dedicaron a crear conflictos, a saquear las instituciones y a generar el recelo en los diversos sectores debido a la grave corrupción que incluso deja tanto a Quintana Roo como a Chihuahua en deudas públicas impagables.

Borge urgió a los diputados priistas a encerrarse en un hotel de la zona de lujo de Cancún para que ahí "sesionaran" sus esbirros e incondicionales para aprobar los nombramientos de tres magistrados que serán comparsa del actual presidente del Tribunal Superior de Justicia, otro incondicional a sueldo del Jefe del Ejecutivo estatal.

De su lado, César Duarte contó con la complicidad de sus diputados, obvio también del PRI, para aprobar un endeudamiento público de más de 6 mil millones de pesos para que la entidad, según él, tenga liquidez para los próximos años.

Es una pena que no obstante que ambos personajes utilizaron fondos federales para la realización de obras, tanto en Quintana Roo como en Chihuahua, y por supuesto con la malversación de esos dineros, se irán en aparente tranquilidad a los sitios que seguramente, tienen prevista su huída cuando concluyan su mandato, que para satisfacción de la ciudadanía, se irán en menos de tres meses.

Será de trascendencia que los gobernadores electos, cuando tomen posesión de sus encargos, lleven hasta sus últimas consecuencias la ejecución de denuncias que involucren a los dos citados personajes que han roto todos los esquemas políticos, económicos y de decencia, luego de que han maltrecho las finanzas públicas de los referidos estados.

Con esos antecedentes, sin duda en 2018 será muy difícil para el PRI remontar las adversidades y el desprestigio que le han causado, por decir lo menos, los dos políticos de marras, quienes además de quebrar el sistema financiero de esos estados, tienen en su haber la creación de auténticas bandas delictivas convertidas en llamados servidores públicos.

ORDEN EN QUERÉTARO

La mano del gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez, se ha notado para poner orden en la capital del estado, ya que le ha dado un segundo aire al alcalde, Marcos Aguilar, con la marca de la casa: la seguridad. Después de varios meses en que no le salían las cosas al encargado del Centro Cívico, el mandatario le ha ayudado a corregir el rumbo.

Ochoa Reza al PRI

El todavía director general de la Comisión Federal de Electricidad, Enrique Ochoa Reza, se apresta a ser electo el lunes próximo, presidente número 54 del CEN del PRI, luego de que "las bases" tricolores ya le dieron el visto bueno al funcionario público, quien por cierto, ayer se notó emocionado a grado tal que externó: "este es sin duda, el cargo más importante de mi vida".