Vida Cotidiana

Una semana

Ahora sí que ya están todos los que son candidatos a diputados federales, quedándoles solamente una semana para afinar los detalles e iniciar sus campañas el próximo domingo 5 de abril.

De nueva cuenta los ciudadanos tendrán que soportar las peroratas de los abanderados de los diferentes partidos políticos, los cuales habrán de contender en gran cantidad, cuando al final se sabe que son en Coahuila y Durango, dos los organismos políticos más representativos y los otros son de ornato, adornan o estorban el proceso electoral.La contienda más significativa es la que habrá de tener prisitas contra panistas, ya que es entre ellos en donde la rivalidad política se siente más fuerte.

Los del blanquiazul traen una espina clavada desde hace seis años, fecha en que de los diferentes sufragios realizados, solamente han podido ganar una legislación federal.Sabe la gente del PAN, que el tricolor ya les tiene tomada la medida, en los últimos sufragios a diputados locales los dejaron en cero y si tienen representantes en el Congreso del Estado, es gracias a las candidaturas plurinominales.

La dirigencia estatal del blanquiazul o mejor dicho, los que mandan en el partido, Guillermo Anaya, diputado federal y Luis Fernando Salazar, senador, saben que no la tienen nada fácil, que en esta ocasión son elecciones huérfanas, van solas y no habrá efectos que los ayuden.

El panorama realmente no es nada halagador para el PAN, ya que saben que no cuentan con una militancia que los respalde, que les asegure triunfos, por el contrario, el divisionismo imperante en los últimos meses los puede afectar, por lo que a su candidato por el Distrito VI, Jorge Zermeño, es a quien le toca curar heridas.

Caso contrario sucede en el PRI, ya que la dirigencia del partido le apuesta a la institucionalidad, le apuesta a su gente, al trabajo realizado en todos los sectores desde hace ya varios años.

Sabe los del tricolor que de nueva cuenta tienen todo a su favor y que hasta el partido México-Brasil los habrá de ayudar, ya que mantendrá a los mexicanos cerca de la tele, en lugar de estar emitiendo sus sufragios en las urnas. Las campañas electorales inician formalmente este domingo 5 de abril y cierran tres días antes del 7 de junio, por lo que habrá que soportar los mismos discursos de siempre. 


walter.juarez@milenio.com