Vida Cotidiana

Ya son 4 meses

El tiempo ha pasado rápidamente, ya se cumplieron cuatro meses del ataque a los estudiantes de la Normal de Ayotzinapa y la desaparición de 43 de ellos, es fecha en que la búsqueda continúa y la llama de la esperanza de que aparezcan con vida sigue encendida.Han sido cuatro largos meses en los cuales se puede decir que ha pasado de todo, desde el sufrimiento de las familias de los jóvenes normalistas, como de la sociedad en general, no solamente en México, sino a nivel internacional.Son cuatro meses en los cuales las protestas continúan, se siguen presentando manifestaciones de apoyo y en muchas de ellas son los padres de esos jóvenes desaparecidos quienes las encabezan.Difícil el camino que han recorrido los padres de los 43 estudiantes de la Normal de Ayotzinapa, ya que para ir en su búsqueda han dejado sus tierras, ya que muchos de ellos son de origen campesino.Son cuatro meses en los cuales las autoridades federales no han dado respuestas satisfactorias, respuestas creíbles y por ello, esa llama de la esperanza sigue y seguirá hasta dar con el paradero de los estudiantes.La Procuraduría General de la República (PGR) ha realizado sus investigaciones, ha mandado examinar los restos encontrados en el basurero de Cocula y no se ha encontrado en los mismos, una prueba que lleve a pensar que realmente los normalistas ahí fueron asesinados. La misma PGR ha realizado detenciones, entre las cuales supuestamente se encuentran algunos de los que llaman autores materiales.Las autoridades podrán decir misa, pero los padres de los estudiantes, así como la sociedad lo que piden es que aparezcan con vida, por ello las manifestaciones de protesta para exigir a las autoridades que los encuentren, habrán de continuar.Claro que a río revuelto ganancia de pescadores, ya que hay grupos de “encapuchados” que tratando de “defender la causa”, toman casetas, realizan desmanes, algunos lo hacen para pedir dinero y otros, para causar daños y provocar a las autoridades.Y pese a que las protestas han bajado, los padres de los desaparecidos siguen en pie de guerra y todo indica que no descansarán hasta encontrarlos. Ahora, hay que ver qué sucede en Guerrero, en donde habrá elecciones y todo indica que hay muchos que se oponen a las mismas y sus razones están más que justificadas, ¿no creen? 


walter.juarez@milenio.com