Vida Cotidiana

Ni con impugnaciones

Los panistas encabezados por su dirigente estatal, Bernardo González, recibieron más golpes en su combate por las diputaciones plurinominales. La gente del blanquiazul ha comentado que los del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana de Coahuila, los del IEPECC, no dieron cumplimiento a lo que según ellos, el Tribunal Electoral dijo en torno a la distribución de las diputaciones de representación proporcional.La gente de Acción Nacional manifiesta que el IEPCC consideró el ocho por ciento de subrepresentación y no un 16 por ciento como actualmente lo contempla el Código Electoral de Coahuila, por lo cual promovieron el incidente de ejecución de sentencia, término legaloide con el cual lo único que buscaban era lograr tener más curules en el Congreso del Estado.El golpe para los panistas es que la Sala de Monterrey, desechó en forma tajante la demanda que promovieron, ya que consideraron que el IEPCC sí dio cumplimiento a la sentencia pronunciada por la misma Sala, ya que tanto el Instituto Electoral, como el Consejo General del Instituto Electoral, así como la coalición “Todos Somos Coahuila”, llevaron a cabo los actos necesarios para cumplir lo ordenado.Ahora, esta resolución les echa abajo a los panistas, la denuncia que presentaron ante la PGR en contra de los consejeros electorales y del Secretario Ejecutivo del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana de Coahuila.Esto que les está sucediendo no es nada nuevo, es algo que ya se esperaba y recuerdo un comentario realizado la semana pasada, en donde mencionaba que difícilmente sus impugnaciones serían tomadas en cuenta por el Instituto Estatal Electoral y que en la Sala de Monterrey del Poder Judicial de la Federación, tampoco pasarían.La lucha la hicieron los panistas, al pensar que la razón los asistía, ya que el número de votos que obtuvieron durante el pasado proceso electoral celebrado el 6 de julio, los dejó con la oportunidad de obtener más diputaciones plurinominales.Lo malo del asunto es que los del PRI planearon todo, ya que su coalición “Todos Somos Coahuila”, les ganó la delantera y la cual parece que ya no perderá de aquí al 1 de enero, fecha en que iniciará sus trabajos en el nuevo Congreso del Estado.Dicen que a veces se gana y a veces se pierde, pero al blanquiazul le han tocado puras de perder. 


walter.juarez@milenio.com