Vida Cotidiana

Mando Único

Después del cambio del Mando Único en La Laguna, hubo un poco de dudas, las cuales poco a poco se fueron aclarando. Primeramente, se pudo observar que de la noche a la mañana el nuevo encargado, el General de Brigada Juan Manuel Díaz Organitos, eliminó los retenes, algo que preocupó a los diferentes sectores de Torreón, Gómez Palacio y Lerdo, ya que ni los mismos alcaldes, daban crédito a lo que estaba sucediendo, cuando se estaba acostumbrado a ver soldados a la salida del puente plateado, debajo del mismo y a la entrada a Gómez Palacio.

Poco a poco se fueron aclarando las aguas, el nuevo encargado de la seguridad en la región lagunera, mostró que traía ganas de trabajar, pidió tiempo para demostrar con trabajo a lo que llegó a La Laguna.

El General Díaz Organitos les dijo a los alcaldes que estaría con ellos en una reunión, en la cual hablarían de los famosos retenes, de ver si se quedaban o se quitaban. El Mando Único llevó a cabo esta junta de trabajo en la oficina del alcalde José Miguel Campillo, en la presidencia municipal de Gómez Palacio, a la cual acudieron Miguel Riquelme, alcalde de Torreón, Luis de Villa, presidente municipal de Lerdo y David Flores, de Francisco I. Madero.

Se conoció que en esa reunión, el tema primordial fue el de los retenes, pero no se comentó si seguirían, ni dónde serían colocados, hasta que el General Díaz Organitos, de a conocer lo acordado.

El mismo Mando Único se reunió también con los del Grupo Empresarial de La Laguna, en las instalaciones de la Canacintra, pera despejarles a los empresarios cualquier duda. En fin, parece que la seguridad en la región va por buen camino, que el encargado no dejará que los laguneros vuelvan a sufrir épocas de terror, además, buscará tomar acciones de proximidad con los ciudadanos, para que exista la confianza a las corporaciones policiacas, a las instituciones federales y que puedan acercarse a los miembros del Ejército Mexicano.

Una prueba de ello y de que las cosas van bien, lo fue el recorrido que hicieran los soldados en la colonia Cerro de la Cruz, en donde dialogaron con vecinos y con automovilistas. La dirección de Seguridad Pública organizó en las instalaciones de la Línea Verde, una reunión de acercamiento entre los ciudadanos y los policías, por lo que al enterarse el nuevo Mando Único, dijo que le gustaría participar con sus elementos.

De inmediato se organizó hasta un partido de futbol entre soldados y policías, lo cual fue un evento que mostró a los ciudadanos, que estas corporaciones de seguridad, quieren estar cerca de ellos. Ahora, solamente falta ver si los retenes seguirán o desaparecerán.


walter.juarez@milenio.com