Vida Cotidiana

Lucha por curules

Mientras que en estos momentos el sector salud trabaja fuertemente en combatir el virus de la influenza A/H1N1, el alcalde de Torreón, Miguel Riquelme habla de lo que hará en sus primeros 100 días de gestión, además de realizar nombramientos en su administración, hay muchos políticos que están “trabajando” en su futuro, en buscar ser los candidatos a las diputaciones locales que habrán de disputarse en el presente año.
En el PRI son demasiados los tiradores y muchos de ellos no quieren aparecer en las fotos, ya que saben por experiencia que no se pueden adelantar, ya que corren el riesgo de que los dirigentes de los organismos políticos en los municipios, no los tomen en cuenta y sean borrados de la lista.
Pero en las pláticas en algún restaurante, en alguna cafetería se les puede ver a estos personajes que desean ser legisladores locales, ya que saben que el tiempo que dure su gestión, tendrán impunidad, buenos sueldos, prestaciones y muchas cosas más. Se sabe que del PRI los quieren contender el que fuera regidor en la administración pasada, José Gánem, así como Miguel Mery Ayup, quien se desempeña como edil del Cabildo.
También están más que apuntados Sergio Sarmiento, Mario Cepeda Jr., Fernando López, Verónica Martínez, así como Lauro Villarreal, quien fuera el contralor de Eduardo Olmos Castro.
Por parte del PAN, todo indica que el grupo que forman los ex alcaldes Jorge Zermeño y José Ángel Pérez, están dispuestos de bajar del pedestal al diputado federal Guillermo Anaya Llamas, para que deje de tener el control en el partido, ya que este último quiere colocar como dirigente del blanquiazul a su gran “amigo” Fernando Gutiérrez, quien actualmente cobra como diputado local.
El divisionismo se siente entre los panistas. Gente como Miguel Batarse, ex presidente del PAN en Torreón, el mismo José Ángel Pérez, el ex regidor Rodolfo Walss Aurioles y Luz Natalia Virgil, están muy perfilados para ser los abanderados del blanquiazul y darle la pelea al PRI.
Se espera una contienda pareja y solamente falta que ambos partidos den a conocer a sus candidatos, para saber hacia dónde se inclinará la balanza.


walter.juarez@milenio.com