Vida Cotidiana

Diferencias

Se acerca de nueva cuenta la fecha para el Buen Fin, será del 13 al 16 del presente mes, por lo que muchos mexicanos ya preparan sus tarjetas de crédito, algunos para endeudarse y otros para aumentar sus deudas. Es increíble el “atole con el dedo” que dan quienes participan en el Buen Fin, ya que lo único que hacen es provocar compras innecesarias, ya que muchos de los que participan en el mismo, adquieren productos que no les durarán mucho, como la ropa, chamarras, zapatos y si los pagarán a 18 y 24 meses sin intereses.

No cabe duda que hay mucha diferencia con el llamado “Black Friday” o “Viernes Negro”, en Estados Unidos, el cual se celebra un día después del Día de Acción de Gracias, por lo que en este mes se llevará a cabo el 27 de noviembre.

En este día especial en la Unión Americana, los descuentos si son verdaderos, allá los negocios si respetan las ofertas, además normalmente realizan descuentos que llegan hasta el 70 por ciento, principalmente en aparatos electrónicos, juguetes y ropa de marca, mientras que en nuestro México lindo y querido, un mes antes los comercios empiezan a aumentar los precios en sus productos, para cuando llegue el Buen Fin, bajarlos un 10 o 12 por ciento y así todos contentos.

No cabe duda que en el Buen Fin, los únicos que salen ganando son los bancos y las tiendas comerciales, ya que los consumidores, solamente se hacen ilusiones que están viviendo un “fin de semana” como en Estados Unidos, cuando la realidad es que viven un “fin de semana negro”, ya que el panorama durante los próximos 18 meses, será muy oscuro, debido a que se tendrán que pagar las mensualidades en las tarjetas de crédito, cuando además se tienen otros gastos en los hogares.

Algunas tiendas departamentales y otras de artículos electrodomésticos, se han estado adelantando al Buen Fin, según su publicidad, por lo que están ofertando diferentes productos y además, lo mejor es que también ofrecen larguísimos meses para pagar, con la novedad que los pagos los pueden empezar a realizar a partir del mes de enero del año 2016. Se dice que la Profeco está a la expectativa, que del 13 al 16 del presente mes estará vigilando que las “grandes ofertas” que se ofrecen, sean cumplidas.

Todo indica que la Profeco debe de cuidar a los consumidores y no lo hace, debido a que los mismos caen en las falsas ofertas y son víctimas de sus propias tarjetas, sin que exista una verdadera campaña para concientizar, para decirle a los compradores el riesgo que corren al pagar a largo plazo.

Pero en fin, cada quien es dueño de su dinero, así como de la forma de usar sus plásticos, por lo que sobre aviso, no hay engaño. 


walter.juarez@milenio.com