Para Reflexionar

Líder social

El Liderazgo es una relación funcional entre los integrantes de un grupo. Un líder surge al participar activamente de las tareas del grupo y porque los integrantes del grupo identifican y comprenden su papel y sus atributos; los miembros del grupo le otorgan el liderazgo en la medida en que demuestra habilidades, competencias y cualidades humanas tales que gana confianza y credibilidad. También el liderazgo es fruto de una circunstancia emergente, cuando «necesitamos a un experto confiable» que nos ayude en la solución de algún problema específico ya sea doctor, abogado, psicólogo, maestro, empresario, deportista, sacerdote o «viejo sabio» que nos puede decir que hacer y cómo hacerlo. Desde esta perspectiva entran en juego por un lado el líder y sus atributos y por el otro la situación que determina el ambiente en donde el líder actúa y ejerce su influencia.En los grupos identificamos por lo menos tres tipos de líderes: el líder por popularidad al que seguimos porque con él «la pasamos bien», nos divertimos, cuenta chistes, es ameno, organiza reuniones, eventos y fiestas, es animoso y nos contagia. Existe también el liderazgo por afinidad, lo cual significa que con el «somos afines» en pensamiento y enfoques, es decir, nos identificamos por afinidad con el líder, lo buscamos para afianzar o corroborar nuestros pensamientos. Y por último el liderazgo por ascendencia, es el líder que logra «que las cosas sucedan» que posiblemente no sea popular, ni seamos afines con sus pensamientos pero ejerce una influencia en nosotros tal que le otorgamos nuestra confianza y hacemos lo que nos sugiere.Este liderazgo por ascendencia es el clásico líder social, quien interpreta las necesidades del grupo y, por su calidad humana y credibilidad personal, todos volteamos a ver y a seguir. En liderazgo depende de ciertos factores: “el individuo, en determinado momento y para determinado grupo, tiene que poseer determinadas cualidades” bajo tres condiciones básicas: autenticidad,  transitoriedad y responsabilidad.Autenticidad: mucho más que una cualidad del líder, la autenticidad es una condición de liderazgo: nadie engaña a todos por mucho tiempo, aunque sea posible engañar a algunos por un cierto tiempo. Un líder es ante todo un individuo congruente.Transitoriedad: es transitoria la función del líder, cuando termina la necesidad del grupo y se alteran las circunstancias, también se acaba el liderazgo, excepto si el líder es flexible para percibir los cambios y adaptarse a las nuevas situaciones. Pero generalmente un líder no es para siempre.Responsabilidad: el líder se hace cargo de las consecuencias de sus acciones, por ello existe el “vacio” que explica la permanente búsqueda de líderes en el mundo. La responsabilidad del líder le impulsa a no detenerse por conveniencia y pusilanimidad, no huye del deber de decidir y se arriesga a la equivocación. La clave del liderazgo es el servicio no solo guía, cabeza, o autoridad. La vida del líder habla más alto que su voz. 


luisrey.delgado@grupolala.com