Panóptico

“Popochas, Freud y Memo”

Memo Anaya, candidato panista a la gubernatura, está en el piso acostado boca arriba. Su cabeza reposa sobre una toalla enrollada. Humo de incienso de ojo turco para eliminar el mal de ojo inunda la sala de la casa del Maestro Popochas. 

Popochas: ¿Qué te trae a esta humilde morada?

Memo: Me urge su ayuda para curarme de una fijación que tengo con el chile.

Popochas: Te refieres a lo sucedido en un acto de campaña. 

Memo: Si.

Popochas: Cuando preguntaste a los asistentes: “¿qué les dan los del PRI?” Te respondieron “nada”.

Tu reviraste, “les dan puro chile, ¿verdad?” Y cerraste: “bueno pues ahora les vamos a dar puro chile a las lideresas del PRI”.

Memo: Exacto.

Popochas: Empecemos. ¿Qué es esto (le muestra un lápiz)?

Memo: Es un chile bolita.

Popochas (sorprendido): ¿Y esto (un teléfono celular)?

Memo: Es un chile miahuateco.

Popochas: ¿Y esto (una pipa)?

Memo: Es un chile de chorro.

Popochas (preocupado): Tu problema escapa mis dominios,

Memo. Déjame entrar en comunicación con Sigmund Freud para ayudarte. (El Maestro entra en trance, el espíritu de Freud se posesiona de el; mientras su cuerpo tiembla).

Memo: ¿Está bien, Maestro?

Popochas (con ligero acento alemán): Si. (Le presenta un logo del PRI): ¿Qué es esto?

Memo: Es un chile zacapaleño.

Popochas/Freud: (Le indica un logo del PAN) ¿Y esto?

Memo: Es un chile loco.

Popochas/Freud: Ahora entiendo su problema. 

Memo: ¿Es muy grave?

Popochas/Freud: Su obsesión con el chile muestra que usted está entrampado en la etapa genital de su desarrollo sexual.

Memo: ¡A chingao!

Popochas/Freud: Todo objeto o imagen los relaciona con el chile como epicentro de placer sexual centrado en sus genitales.

Memo (molesto): Y, ¿eso es malo?

Porque lo que dije en mi acto de campaña fue editado por los pinches priístas.

Popochas/Freud (firme): Negar su problema no le ayudará. De ser gobernador podría terminar dándole “puro chile” a los coahuilenses. ¿Es lo que usted quiere?

Memo (más molesto): No.

Popochas/Freud: Bien. Encomiéndese a la Virgen del Cantón de los Chiles e iniciemos su tratamiento.


canekvin@prodigy.net.mx