Ciencia y Política

Licenciado Ricardo Canavati

Un político natural.

Asistí a la boda de la hija del licenciado Ricardo Canavati; bella mujer de angelical ternura y conciencia social documentada ampliamente. Ahí, en el fragor de las discusiones políticas, pude observar la inquieta tónica y vital presencia de un político natural.

Me refiero a Ricardo Canavati, quien tenía en su pletórica conversación cautivados a multitud de prohombres de la política nacional, quienes estaban atentos al conocimiento real de la política actual, nacional y estatal.

Pude constatar, lo que ya había previamente señalado en artículos anteriores, que existe un desperdicio de capital político, que bien utilizado por los que toman las grandes decisiones puede aumentar el caudal necesario que el país requiere para funcionar mejor y a tiempo.

Y aunque la juventud actual ha demostrado una gran habilidad, en el cabildeo político de los grandes proyectos, el país no puede darse el lujo de que personalidades de la experiencia, el conocer y el saber de gente como Ricardo Canavati no estén bien aprovechados por el sistema.

Aclaro para terminar que no tengo ningún interés particular, simplemente soy un observador ya veterano que ama a su país y que quiere lo mejor y los mejores hombres en los puestos claves, pues la suma de voluntades es imperativa en un país que tiene prisa, como diría Marcel Proust, de recuperar la búsqueda del tiempo perdido.

luisetodd@yahoo.com