DESDE MI RINCON

Con todos los anhelares

Hoy (mientras escribo estas líneas) hace exactamente cien años, un 23 de febrero de 1915, Amado Nervo escribió un breve poema de nueve versos al que tituló “Mi México”. Dicen que los poetas ven el mundo y la vida de una manera distinta al resto de los mortales, y el escrito de Nervo, revela su percepción de una realidad nacional que al parecer ha cambiado poco o nada. Una realidad que me hace pensar de nuevo en aquel México “irredento” del que hablaba Carlos Montfort Rubín, mi padre, quien, aunque eterno soñador entre la brumas, guardaba vividos en su memoria los amargos recuerdos del México revolucionario y los sueños e ideales sepultados de quienes como él, formaron la generación universitaria vasconcelista de 1929./ Nací de una raza triste, de un país sin unidad, ni ideal ni patriotismo, / En solo esas primeras veintidós silabas, descarnadamente nos retrata Nervo, aunque todavía hay quienes creen en la “mexicana alegría” y se sorprenden de que no haya motivos por los que aplaudir./ Mi optimismo es tan solo voluntad, obstinación en querer con todos mis anhelares, un México que ha de ser a pesar de los pesares y que yo ya no he de ver. / Remata el poeta, revalidando la pertinaz fe que resucita cada seis años en la mente de los mexicanos y que a poco se diluye   ante una realidad que con cada sexenio, nos deja más hundidos en un abismo de frustración, descreimiento y desesperanza.Si  bien utopía es por definición etimológica un lugar o situación que no existe, un no lugar o un lugar imposible, es también la referencia hacia donde debemos dirigir nuestros esfuerzos. La verdad esta en el viaje y no en el puerto reza un conocido refrán, pero un viaje sin destino conocido no lleva a ninguna parte, y aunque México sea irredento y el destino que soñemos  sea utópico, ese destino ha de soñarse con la misma voluntad obstinada de Nervo: “a pesar de los pesares”.Con su lírica, el bardo nayarita nos deja a un tiempo la crítica y el remedio al señalar nuestras carencias. Si es cierto que los poetas ven lo que los demás no vemos, entonces debemos buscar recuperar ideales, unidad y patriotismo, con todos los anhelares. 


lamontfort@yahoo.com