Mundo Industrial

Jorge Charles Coll y la desigualdad social

La  semana pasada comentamos acerca del impacto negativo que la desigualdad en la distribución de la riqueza ha ido generando en el crecimiento de los países.

Llego a nuestras  manos un ensayo publicado por el Dr. Jorge Charles Coll, joven talento tamaulipeco, doctor en Economía, y que además vale la pena mencionar que sus análisis y ensayos son publicados a nivel mundial e incluso mencionados como referencia en las publicaciones del World Economic Forum (WEF).

Comentamos con orgullo que el Dr. Charles colabora como analista económico del CIESTH y es responsable de muchos de los estudios y propuestas que este consejo ha podido presentar a las autoridades y a la sociedad. Hago un reconocimiento a su trabajo y agradezco el apoyo incondicional al CIESTH.

En este valioso documento con respecto a la desigualdad, el Dr. Charles analiza cómo en los últimos 20 años se ha puesto mucha atención con respecto a cómo la desigualdad en la distribución de la riqueza provoca efectos directos en el crecimiento económico.

Sin embargo, como los diferentes estudios (y autores) no se han pronunciado de manera general sobre un resultado específico, esto ha llevado a un gran debate que tan real es el hecho de que una economía con desigualdades impacta directamente en el PIB de un país o región.

Basado en lo que hemos podido analizar de diferentes autores, nosotros consideramos que SÍ hay una relación directa y abrumadora en el PIB entre un país con una distribución de la riqueza más equilibrada, y otros países (como el nuestro) en donde la riqueza está concentrada en un muy pequeño porcentaje de la población.

Si a este dato agregamos los bajos niveles de educación, la mezcla es verdaderamente peligrosa y compromete importantemente el futuro de un país.

Para evidenciar lo anterior y entender el efecto de la desigualdad en México, me permito presentarles los indicadores de Competividad para del WEF del reporte 2014-2015:

En el ranking general de Competitividad Global de 144 países, México se ubica en el lugar 61; si analizamos los pilares individuales del indicador, vemos que en temas de Educación Superior, México ocupa el lugar 86; en eficiencia de mercado, lugar 121; y sin embargo, en tamaño de mercado, es el lugar 10 entre 144 economías.

La desigualdad es más que evidente.