El Sép7imo Rollo

Güeros

Una de las películas que ya tienen un lugar importante en el cine mexicano contemporáneo sin duda es Güeros, pues además de tener una trama bastante peculiar también cuenta con valores visuales importantes. 

El filme del año 2014 dirigido por Alonso Ruizpalacios nos presenta la historia de un adolescente veracruzano llamado Tomás ( Sebastián Aguirre) que tras algunos hechos desafortunados es enviado a pasar un tiempo con su hermano universitario conocido como Sombra (Tenoch Huerta), quien vive en un departamento sin luz con su compañero Santos (Leonardo Ortizgris) en la capital del país.

La llegada de Tomás inyecta un nuevo ánimo al dúo que no hace nada más que estar recluido en el edificio y tampoco participan en el movimiento estudiantil de su universidad al argumentar que “están en huelga de la huelga”. La cinta está ambientada al paralelo del conflicto de la UNAM en 1999.

El hermano de Sombra lleva consigo la grabación de un músico que marcó las vidas de ambos por su influencia en su niñez y que un día descubren que está hospitalizado de gravedad en esa ciudad.

Tras una situación complicada, los tres deciden buscar al músico y eso los llevará a recorrer la Ciudad de México, al tiempo que también se adentran en el conflicto universitario y suman a su viaje a alguien más. 

Güeros es una película (como muchas otras producciones mexicanas no tan comerciales) que no tuvo la difusión apropiada en regiones como La Laguna, pues únicamente estuvo en exhibición en escasos dos días: uno en febrero del 2015 como parte de la Muestra Internacional de Cine y otro en septiembre de ese mismo año como parte del Festival Nacional de Cine de Torreón (Fenacine). 

Los que no tuvieron la oportunidad de verla tendrán la oportunidad de hacerlo estará el próximo 3 y 4 de diciembre en el Museo Arocena como parte del ciclo: La selección de los colaboradores, del cine club Cuadro X Cuadro que cumple sus primeros 10 años de vida. 


luis.lopez@milenio.com