Punto de Equilibrio

Para enfrentar lo adverso

Ayer por la mañana he venido escuchando las noticias sobre los preparativos que las autoridades y comunidad del Sur de Tamaulipas, el Norte de Veracruz y San Luis Potosí, así como Nuevo León, Puebla, Chiapas y Oaxaca; han tomado en previsión a la entrada de una nueva tormenta tropical. Poco a poco la conciencia que en nuestra comunidad existe sobre la importancia y necesidad de estar preparados ante la posibilidad de ocurrencia de estos fenómenos, nos ha ido llevando a la adopción de una cultura de prevención como sociedad civil, sin embargo, no es suficiente. Hace unos años, en 1998 la región sufrió una nevada que interrumpió nuestras comunicaciones carreteras produciendo accidentes y deterioros importantes en el campo y las viviendas, más adelante las grandes avenidas de agua y las heladas generaron desbordamientos y evacuaciones, la pérdida del 70% de nuestro patrimonio forestal aquella helada negra que acabó con las especies exóticas de vegetación, alterando la temperatura, el hábitat de aves e insectos y dejándonos sin protección para la disminución de la arena y el polvo presente en la región así como sin sombras naturales.En un día como hoy pero del 2005, EUA, tuvo que pedir ayuda a la OTAN frente al desastre ocasionado por Katrina y en el 2010, las intensas lluvias dejaron a más de 50 mil damnificados en Guatemala.Los fenómenos naturales parecen convertirse asuntos cotidianos, lo importante es preguntarnos si esta ocurrencia nos esta permitiendo aprender de ellos y desarrollar capacidades que antes no teníamos o si simplemente, nuestra cultura de prevención nos ha llevado a aprender a resguardarnos y a “apechugar” cada vez que sucede una eventualidad o desastre. ¿Si hoy nos cayera otra nevada como en el 98? Estaríamos preparados para enfrentarla? ¿Habría equipos para acceder y liberar los caminos bloqueados por la nieve?. Si las inundaciones y las lluvias llegaran de nuevo ¿ya no habría viviendas en riesgo al pie de los ríos?. Yo no estoy muy seguro, pero creo que aún nos falta mucho trabajo por hacer, acciones que tomar y riesgos que prevenir. Mientras tanto, estaremos atentos a lo que viene, “Hello Dolly”.  


puntodeequilibrio30@yahoo.com.mx