Escribanos

Taxis, tarifas, rendimiento, oferta y demanda

Andando por las calles de nuestra vapuleada ciudad nos damos cuenta que los carros amarillo canario “Taxi” pululan sonando sus claxon cual mercado de abastos gritan los marchantes buscando su pasaje… Bip, Bip, Bip, Bip, como si los transeúntes estuviéramos sordos y ciegos y no distinguiéramos un taxi a distancia. Algo parecido a “¿quiere estropajos?..¿Quiere estropajos?..” Resulta ahora que los “Profesionales de las Calles” no completan y empiezan a extorsionar a la autoridad con “aumentos” de tarifas. Amén de que el 65% de los accidentes viales involucran un vehículo Taxi, según las compañías aseguradoras. Y que no le toque chocar contra un taxi porque lo rodean y presionan cual indios en tiempos del viejo oeste, presionando cual manadas de lobos a su alrededor, haya usted tenido o no la culpa del accidente. Actualmente el banderazo cuesta 8 pesos y 4 pesos el kilómetro recorrido (100 pesos por hora si lo rentas por tiempo), claro para los que traen permiso y taxímetro, sin contar los piratas y los del aeropuerto y central de autobuses, que bajo exclusividad nos cobran lo que les da la gana.  Con estas tarifas 8 y 4 pesos y considerando: Una velocidad promedio del Taxi de 30 km/h., recorrido por viaje promedio de 5 kms., costo por kilómetro de 2 pesos (gasolina y mantenimiento),  renta diaria del taxi 200 pesos (Atos, inc. seguro), ingreso del chofer de 200 pesos por día, capacidad diaria del Atos de recorrer a esa velocidad 240 kilómetros a una ocupación del 100%.  Encontramos que en los primeros 60 kilómetros de recorrido, el Taxi genera la renta y sus gastos sin ingreso para el chofer. Esto es con solo el 25% de la ocupación el negocio del taxi hace “break-even” o sea alcanza el “punto de equilibrio”.  Si el chofer se emplea al 45% del tiempo (un viaje de 5 kilómetros, duración de 6 minutos, cada 30 minutos) y realiza 20 viajes de estos en un día,  saca para sí mismo, sus 6,000 pesos al mes, paga la renta, el seguro y los gastos de 2,000 pesos de mantenimiento mensual.   ¿No será que usted y Yo,  tenemos la razón y sí, hay demasiados… Bip, Bip, Bip, Bip, y no son correcaminos... Bip, Bip… Por eso no alcanza para todos y ahora quieren subir la tarifa para seguir trabajando poco,  pero con precios elevados y atractivos para ellos?  Haga usted los números, hay dueños de  Taxis que tienen flotillas completas, ¿Será mal negocio?  Es tiempo que La Laguna cuente con un sistema de transporte público urbano decente.


Fernando Madero Ruiz, Torreón