Escribanos

Edgar Salinas:

Contesto tu “afectuosa” columna titulada Torreón y su IMPLAN en Pañales, convencido de las bondades del debate público y de la necesidad de informar a los desinformados, sobre todo a aquellos que a pesar de su “gran amistad” con el titular del IMPLAN no acuden a él para evitar la difusión de imprecisiones.
·Es verdad de Perogrullo que el IMPLAN está en pañales. ¿Podría ser de otra manera a tres meses de su creación?
· A pesar de que está en Pañales el IMPLAN Torreón: concertó con organismos multilaterales la integración del Sistema Municipal de Información, cuyos primeros informes serán publicados en la página web del IMPLAN; en Julio se publicará la primera parte del Sistema de Información Geográfica; Se diseñó el modelo de planeación al que dará seguimiento el IMPLAN mismo que fue aprobado por unanimidad en la primera sesión del Consejo, al cual asistió el 95% de los consejeros titulares.
· Nunca, desde que empecé a escribir en Milenio, he cambiado mi discurso sobre la competitividad de La Laguna, tema que traté de mil maneras diferentes.
·Durante la administración de Eduardo Olmos nunca fui Presidente de un Instituto de Planeación y Competitividad, porque éste no fue constituido. Fungí, sí, como coordinador de un consejo ciudadano que: se reunió en 24 ocasiones (documentadas por la prensa local), elaboró el anteproyecto de creación del IMPLAN Torreón previa visita y consulta a IMPLANES de varias ciudades, y formuló una iniciativa para la atracción de empresas BPO, misma que será de  utilidad para poner en marcha un proyecto de fomento con similar objetivo.
·No me parece que al IMPLAN se le haya montado una gigantesca estructura. El número de profesionistas que lo constituyen es equivalente al de la mayoría de otros IMPLANES del país, y menor al de León Guanajuato. El especialista y fundador del IMPLAN León, avaló con su firma estructura, objetivos y mecánica de operación del IMPLAN Torreón.
·Me parece ridícula (y no irónica como tu la pretendes) la sugerencia respecto a la necesidad de que las sesiones del consejo sean a las 5 de la mañana para “que asistan todos sus integrantes”.
·Los funcionarios estamos obligados a responder a la ciudadanía, por lo que no tienes porque “suavizar” tu crítica aduciendo un supuesto “gran afecto” a un servidor.


Eduardo Holguin/Torreón