Columnista invitada

“Porque me quiero, me cuido”

Para los mexicanos el poder cuidar nuestra salud no es cosa de todos los días, pues con el aumento de la canasta básica, los sueldos tan bajos, y el bajo nivel de vida que en últimas fechas se ha visto reflejado en nuestro país, permite que solo un 45% de los mexicanos se preocupen por este tema tan importante, ya que al salir a trabajar largas jornadas, generan solo quieran llegar a su casa a descansar, sin dedicarle un tiempo al ejercicio, o la comida sana.

En CANADEM Hidalgo hemos diseñado algunos programas permanentes de apoyo a la sociedad, en este sentido les hacemos una atenta invitación para que se acerquen a nosotros y conozcan los programas de salud permanentes con los que contamos, como es el caso de resonancia Magnética, asimismo contamos con un programa de salud visual, así como bucal. Todos nuestros servicios de salud tienen los costos más bajos del mercado.

En 1978 se celebró en Alma Ata, ex Unión Soviética, una significativa reunión para la salud mundial; un manto de esperanza de iniciativas múltiples para los países suscritos a la ONU: Salud para Todos en el 2000. Se indicaba en él: “Uno de los principales objetivos sociales de los gobiernos, de las organizaciones internacionales y de la comunidad mundial entera en el curso de los próximos decenios debe ser el de que todos los pueblos del mundo alcancen en el 2000 un nivel de salud que les permita llevar una vida social y económicamente productiva.La atención primaria de salud es clave para alcanzar esa meta como parte del desarrollo conforme al espíritu de la justicia social.” (OMS, 1978 p 3) la cual a la fecha y 16 años después no se ha logrado, teniendo a muchas personas aun sin poder verse beneficiados con la afiliación de un programa de salud a los que se “supone” todos los mexicanos tendrían derecho.

CANADEM Hidalgo realizó una encuesta a personas mayores de 60 años y todos coincidieron en que en programas de salud, México sigue siendo muy deficiente.