GÉNERO EN SU TINTA

El amor mal entendido

La vida es relaciones interpersonales, si no hay relaciones no hay vida.

Hablamos de relaciones con nuestros padres, hermanas/os, amigas/os, la pareja; con las personas que tenemos a nuestro alrededor con las cuales compartimos inquietudes, logros, amor. 

Desde que nacemos empezamos a construir lazos afectivos con quienes nos rodean, los lazos paternales son los primeros que logramos construir.

Ya entrando en la pubertad empezamos a establecer nuestras primeras relaciones de “tipo romántico”, y con el tiempo nuestras primeras relaciones de pareja.Estas relaciones se van construyendo en el entorno en el que nos desarrollamos, por lo que  en nuestro caso, los conceptos patriarcales que de alguna u otra manera sigue insertados en una sociedad como la nuestra, origina que varios comportamientos o acciones más apegados a estos conceptos sean “normalizados” para la mayoría de nosotras/os; y con ello los conceptos equivocados que tenemos respecto al amor, las relaciones de pareja y el papel de cada uno de los miembros que constituyen una pareja con lazos afectivos íntimos.

Para las Mujeres, en la mayoría de los casos, “el amor romántico” que ha sido aceptado por nuestra sociedad, las convierte en personas dependientes: se diluye en la otra perdiendo de vista sus ideas, valores, proyectos, y, en definitiva, su individualidad. Y en pro de ese “amor” miles de mujeres lo aceptan todo: caricias, besos, puñetazos, palizas, infidelidad, maltrato…perder la vida.Si bien la sociedad nos presenta este modelo de ser mujer: débil, dependiente, sumisa; que si no quiere o no puede mantener una relación de pareja, es porque ella está mal; es culpable de las infidelidades de su pareja, porque no le da al marido, lo que él necesita; y prácticamente que el resultado de todas sus relaciones es su responsabilidad.

Es primordial para nosotras valorarnos: educarnos, ser productivas, eliminar de nuestra concepción que estamos hechas para casarnos y tener hijos, dejar los miedos y prejuicios de un pasado que nos ata.

Es VITAL para nosotras las mujeres construir relaciones de pareja más sanas, que nos permitan crecer y vivir plenamente. ,


laura.roce@hotmail.com