Se dice en La grilla

:Que “qué triste es haber ganado el gobierno, pero perdido el partido”, se escucha decir a militantes que sudaron la camiseta y se forjaron en los tiempos más complicados para el PAN, y que sin embargo, siguen sin recibir una oportunidad en la administración estatal, mientras miran desfilar a priistas que ya fueron llamados como en el caso de Gonzalo Alemán y Joel Vela, por ejemplo, y sin que el comité directivo estatal abogue por ellos, ya que Francisco Elizondo dice que el gobierno no es una agencia de colocaciones. Cuentan que los panistas que se sienten marginados, han puesto como plazo el 31 de enero para ser convocados, desconociéndose qué pasará después.

:Que una sonrisa de oreja a oreja presumió el regidor Rodolfo Pizarro con la presencia de su hijo del mismo nombre, jugador de futbol profesional y quien estuvo en la jornada asistencial desarrollada en la colonia Nuevo Amanecer de Tampico. Y es que el joven quien milita en los Tuzos del Pachuca se convirtió en la principal atracción, al grado que no faltaron las fotos y las bromas con la maestra Magdalena Peraza Guerra como con más integrantes del Cabildo porteño, a lo cual el jugador accedió.

:Que la visita que realizó el diputado federal Edgar Melhem Salinas por la zona sur también sirvió como cónclave con priistas, sobre todo con los de Ciudad Madero. y es que tras las actividades que efectuó en dicho municipio como en Altamira se fue a un restaurante de mariscos donde convivió con Montserrat Arcos Velázquez, Honoria Mar Vargas, Griselda Carrillo, Guadalupe González Galván, Jaime Turrubiates, Esdras Romero y Felipe Jiménez, éste último aún dirigente local del PRI en la urbe petrolera. Todos muy alegres por cierto.

:Que el retiro de un indigente que se encontraba en el mercado “18 de Marzo” de Ciudad Madero provocó todo un relajo en el que se vieron involucrados el secretario del Ayuntamiento Juan Torres Sáenz junto a miembros del cabildo y los representantes de comerciantes Edgar Rocha y Ramón Gómez Narváez, siendo éste último el más insistente y quien terminó de mala manera con los funcionarios municipales, pues su petición no se cumplió.

:Que las cosas en el ayuntamiento de González políticamente no andan muy bien que digamos. Ahora resulta que la plantilla de regidores panistas viajó hasta la Ciudad de México para sostener una reunión en el Congreso de la Unión con el diputado priista Alejandro Guevara Cobos, para pedirle su apoyo y les aterrice recursos a esta localidad. A los ediles, al igual que al alcalde Guillermo Verlage Berry como que les hacen falta unas clases de política y que alguien les explique lo que es correcto y lo que no en este medio. La pregunta es si en las altas esferas del estado estarán enterados de esta situación.