SE DICE EN LA GRILLA

:Que el caso Geño enfrentó a diputados del PRI y del PAN ayer al término de la sesión del Congreso, cuando en Asuntos Generales el coordinador de la bancada tricolor Alejandro Etienne pidió respetar el principio de presunción de inocencia del hermano de Susana Hernández Flores, su compañera de bancada, a la que enviaron un mensaje de solidaridad.

 

:Que el “pastor” legislativo Carlos García, molesto, subió a decir que esa tribuna no debía ser usada para expresiones políticas, ni para generar polémicas y que la detención del exgobernador no era competencia de los diputados. Al finalizar su participación, la presidenta de la mesa directiva, la panista Ana Lidia Luévano se apresuraba a dar por concluida la sesión, mientras la priista Mónica García, que se encontraba a un costado suyo, como diputada secretaria, le decía que Etienne había pedido la palabra de nuevo.

 

:Que la azul hizo como que la Virgen le hablaba y se retiró, mientras Mónica le daba la palabra a su compañero de bancada, el cual contestó que nadie podía ser reprendido por sus expresiones y que él no había ido a hacer un posicionamiento político, sino a pedir respeto de las garantías constitucionales y el debido proceso. Vaya desorden.

 

:Que la revuelta que se está dando en el PRI de Tampico con la salida de varios personajes le está complicando más el panorama para competir por la diputación federal, donde no hay en sí algún gallo fuerte, sea hombre o mujer. La situación pasa también por el tema de la negociación con el Partido Verde, ya que tras la Asamblea Nacional, el líder Patricio King López abre la puerta a una coalición, teniendo a su favor la potencial postulación de la maestra Magdalena Peraza Guerra a la alcaldía.

 

:Que en el caso de Ciudad Madero la cosa también pinta igual; es decir, que se llegue a un acuerdo entre King López con Sergio Guajardo, donde afirman gente muy cercana a Jaime Turrubiates Solís buscará conciliar esa alianza en la urbe petrolera, para de esta manera hacer mucho más competida la elección por la Presidencia Municipal. En las próximas semanas y con las posturas ya definidas vendrá la negociación, donde también otro tema es la repartición de las regidurías.

 

:Que los que están como auténticos malqueridos en el PAN de Ciudad Madero son Óscar y Omar Morado, pues su alianza con Carlos Canturosas les va a cobrar factura para el próximo proceso electoral. Están buscando meter mano en la planilla que se presentará para el 2018; pero si alcanza al menos una regiduría, ya sea ellos o su gente, será un gran triunfo. En la realidad se ve más fácil que queden congelados por considerarse contrarios de los Cabecistas. Por cierto, en la actual comuna y por indicación de Canturosas, los Morado pusieron a Ibeth Quintá como edil.