Doble Fondo

A Peña Nieto "se le va el avión" con la mariguana…

Pocas veces en la historia los presidentes o primeros ministros tienen la oportunidad de encabezar cambios de enorme trascendencia continental o mundial. Con el tema de la mariguana el presidente mexicano está dejando pasar una de estas excepcionales coyunturas. Y dudo que vuelva a tener una ocasión así para liderar una transformación no solo en México, sino en América y tal vez en el mundo.

Es una pena que por conservadurismo y pánico (¿o por qué?) se haya quedado paralizado en el prohibicionismo y en la ambigüedad política del "hay que debatir el tema". Si deja ir este momento se va a arrepentir, porque se trata de un asunto que no solo beneficiaría su imagen política (bastante maltrecha dentro y fuera de la República), sino que pondría a México en lo más alto del escenario global —en las primeras planas y en el prime time de las democracias occidentales— como un país atrevido y de vanguardia, muy por encima de los escándalos de violencia y corrupción que suelen acaparar los espacios de noticias sobre nuestro país en el extranjero, tal como ha sucedido desde hace dos años.

Unas horas después de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación autorizó a cuatro particulares para que hagan uso de mariguana sin restricción alguna, salvo comercializar esa droga, el ex presidente de Colombia César Gaviria le hizo un llamado a Enrique Peña Nieto a fin de que asuma el liderazgo mundial sobre el tema y para que presione a Barack Obama con el objetivo de que acelere los cambios en su política antidrogas, aprovechando que ya son varios los estados de su país que han legalizado el uso de la mota.

Gaviria forma parte de la Comisión Global de Política de Drogas junto a Kofi Annan, ex secretario general de las Naciones Unidas; Ernesto Zedillo, ex presidente mexicano; Fernando Henrique Cardoso, ex mandatario de Brasil; Paul Volcker, ex presidente de la Reserva
Federal de Estados Unidos; Jorge Sampaio, ex presidente de Portugal, y Ricardo Lagos, ex mandatario de Chile, entre otros personajes muy conocidos en el mundo. Este organismo global realiza profundos estudios y debates sobre el narcotráfico y la violencia que el prohibicionismo provoca en todo el mundo.

Al mismo tiempo, el viernes pasado, The New York Times instaba a Obama y al Congreso de Estados Unidos para que regulen ya la mariguana en todo su país, tal como hará en su nación el nuevo primer ministro de Canadá, Justin Trudeau. En un editorial, el diario recordó que si California aprueba el uso recreativo de la mota en 2016 (hará votaciones al respecto), para México sería absurdo gastar millones de dólares (y seguir derramando charcos y charcos de sangre, agrego yo) a causa de la prohibición de una droga que sería legal dos pasos después de su frontera con Estados Unidos.

Si no rectifica y aprovecha esta gran oportunidad histórica quedará claro que, en todas sus acepciones, a Peña Nieto se le va el avión con el asunto de la mariguana. Y qué lástima...

jpbecerracostam@prodigy.net.mx
twitter.com/@jpbecerraacosta