El Quijote Empresarial

Participemos de la fiesta cívica

Estamos en la parte final de la carrera de las designaciones de todas las candidaturas de aspirantes en los diversos partidos políticos, y lo más importante en esto es, ¿combatiremos el abstencionismo? Este será el reto que deberemos vencer. En cada tiempo electoral siempre es el mismo cantar, diríamos; sin embargo creo que una vez más hay que hacer el último esfuerzo como nos decía Vince Lombardi, y quizás podríamos tener una última oportunidad de que puedan creer los ciudadanos que esta fiesta cívica es para todos ellos.

Es muy necesario establecer algunas iniciativas que deberán fortalecer el desarrollo de esta contienda,  como la integración de observadores electorales muy necesarios, con el fin de dar el seguimiento de este proceso, porque es uno de los instrumentos que contamos a nuestro alcance, los mismos ciudadanos deberemos impulsar empezando por nuestras familias, vecinos, amigos, compañeros de trabajo, y sobre todo poner mucha atención en los nuevos votantes que estarán emitiendo su sufragio por primera vez, porque en estos podríamos resultar con nuevos rumbos o refrendar los que ya tenemos.

También es conveniente reafirmar los valores cívicos con todos los menores, invitándolos acudir con nosotros durante el proceso de votación para explicarles cómo se escenifica todo el evento, y llevándolos hasta las urnas para que ellos sean los que depositen nuestros votos, como una forma de responsabilizarnos que el día de mañana tendrán la cultura y su compromiso de trabajar en pos de la democracia, llevando a una participación ciudadana ejemplar para que el abstencionismo ya no sea el que nos represente; al contrario, que todos ejerzamos el derecho al voto y contemos con un proceso amplio en participación.

Nos quejamos que hay candidatos que no vemos que nos representan porque no tienen la intención de hacerlo, sino buscan solo sus intereses personales; sin embargo no decimos nada, nos quedamos callados y por consiguiente otorgamos todo el poder para que decidan por nosotros. Y súmenle que no hacen su trabajo legislativo, teniendo como resultado una pésima decisión que va contra todos los ciudadanos. Es por esto que debemos reunirnos con todos los participantes en esta contienda para hacerle llegar nuestras propuestas y que si no las tienen contempladas en sus proyectos de campaña, pues que las incluyan porque si no, de nada servirá que los elijamos porque ellos no tendrán los resultados que esperamos todos los mexicanos que deseamos una transformación verdadera.