Tiro libre

Templarios: cucarachas y con muchos amigos

Semanas antes de los comicios locales de Michoacán, celebrados en noviembre de 2011, Felipe Calderón creía haber casi acabado con el grupo criminal La Familia, que para entonces ya se había dividido y dado lugar a Los Templarios.

Cuando éstos, gracias a la violencia e intimidación, decidieron la elección, Calderón y los calderonistas se dieron cuenta que los criminales que han mangoneado Michoacán son, como se dice de las cucarachas, capaces de sobrevivir una guerra nuclear.

Calderón no hizo en realidad tanto contra ellos, pero tampoco se puede soslayar su esfuerzo. Movilizó el ejército en diciembre de 2006. Tras del atentado terrorista del 15 de septiembre de 2008, intentó decapitar a La Familia Michoacana y a su red de apoyo político, mediante el "Michoacanazo" y la acusación penal y desafuero de Julio César Godoy. Fuerzas federales dieron muerte al fundador y número uno de La Familia, Nazario Moreno y capturaron a Jesús 'El Chango' Méndez, otro de los grandes capos. La Policía Federal pagó un alto precio por su acoso al grupo criminal: al menos 100 agentes fueron asesinados.

Pero el resultado neto de todo esto es que estos criminales son más fuertes que en 2009, cuando se emprendió la batida contra ellos.

Si el gobierno de Enrique Peña no ha realizado un esfuerzo equiparable al de Calderón, eso da una idea de todo lo que le falta hacer para acabar con el grupo criminal... si es que ése es su objetivo.

Las cucarachas deben su éxito evolutivo a su adaptabilidad. Pero estas cucarachas en particular le deben mucho a su capacidad de comprar amigos poderosos.

Dice la senadora Iris Vianey Mendoza que el que ella aparezca, según una foto, en una fiesta junto con la hija de Enrique Plancarte, uno de los máximos líderes templarios, no prueba que ella esté ligada con el grupo criminal. Claro que no, pero lo que sí es revelador es que ella haya sido la gestora del encuentro de Los Templarios con senadores, celebrado el 17 de octubre de 2013.

Si la PGR de veras quiere actuar contra Los Templarios, no puede descartar sin antes investigar el hilo que presumiblemente va de estos a la senadora Mendoza, quien por cierto fue una de las principales operadoras de Leonel Godoy cuando fue gobernador de Michoacán.