A Rajatabla

Las mujeres mandan

Mientras los diputados aún discuten si dan iguales oportunidades a las mujeres, las encuestas de opinión revelan que los primeros lugares de la popularidad en Nuevo León los ocupan cuatro mujeres, las tres senadoras priistas y la alcaldesa panista.

Si las decisiones de los partidos para las candidaturas a la alcaldía y gubernatura se tomaran exclusivamente con base en la popularidad, el proceso sería muy simple. No hay panista más popular que Margarita Arellanes, ni varón priista que compita con Ivonne Álvarez, Cristina Díaz o Marcela Guerra.

En la realidad pesan también otros factores. Pero los partidos ya enfrentan desde ahora dos preguntas cruciales: cómo evitar que se cierre la competencia en ellas y cómo capitalizar esa popularidad tan útil en las elecciones.

En el PAN no hay vuelta de hoja. Es Margarita o se arma el caos.

En el PRI se siguen sopesando las posibilidades en favor de Cristina, pero ven a Ivonne como alternativa de última hora.

Unos especulan que Ivonne ya tiene en la bolsa por lo menos la candidatura para Monterrey. Sobre todo si la necesitan para respaldar a un candidato débil para la gubernatura.

Ante ese panorama son los varones quienes debieran andar buscando la paridad de ellos con las mujeres.

Y en establecer mecanismos para evitar que en competencias cerradas, les ganen por piernas las mujeres.