A Rajatabla

PRI necesita ganar

En el PRI estatal consideran razones de estado que los obligan a ganar el año próximo la gubernatura, Monterrey y la mayoría clara en el número de diputados federales y locales.

En primer lugar, hay que liquidar la versión que inventa un sentimiento generalizado de antipeñismo, vistos los resultados adversos que le dieron el triunfo local de los próximos seis años con una relación a la perdedora nacional Josefina Vásquez Mota e insólitos 435 mil votos a López Obrador.

En segundo lugar, dicen que Nuevo León no puede gastar otros seis años con el pleito diario con el municipio o con un gobernador que se especializa en la queja contra el Gobierno Federal. En estos dos últimos años se han iniciado proyectos magnos, como la Línea 3 del Metro, el suministro de agua del Pánuco, la construcción de la enorme armadora de Kia que ensambla todos los autos Hyundai para Estados Unidos y Canadá.

Más el fortalecimiento de Fuerza Civil y las nuevas y enormes inversiones de la industria energética, y les parece injusto que el PAN llegara tumbando caña y apropiándose de la nueva prosperidad.

Hay que ganar hasta diez diputaciones federales porque al Presidente le resulta imperativo mantener amplia mayoría en el Congreso para la garantía de apoyo a un nuevo gobierno, no su contrincante nihilista.

Por todo eso le importa al PRI presentar los mejores candidatos en toda la planilla para los comicios de junio.