A Rajatabla

Encarrerado

Rolando Zubirán ha tenido una carrera meteórica en el Gobierno del Estado, de modesto subsecretario de Desarrollo Económico pasó a secretario, y ahora ya está como coordinador general de la campaña de Ivonne Álvarez.

Pero no llegó por méritos burocráticos sino porque venía con un currículum impresionante de estudios y maestrías. A él se debe todo el trabajo que culminó en la mayor inversión extranjera en nuestro estado, la ensambladora Kia que producirá 400 mil autos al año.

Así se ganó la confianza del gobernador y él empezó a verle más tamaños, inclusive políticos.

Su proyecto principal son los energéticos, en los que se volvió experto antes que las autoridades del ramo, y todo indica que ese será un proyecto transexenal.

Manejar la campaña de una candidata a gobernadora es juego de vida o muerte, políticamente hablando, pero si conduce bien y al triunfo a Ivonne, le abrirán las puertas del futuro lo mismo para ser secretario General de Gobierno que repetir como secretario de Desarrollo Económico, o bien que le inventen un cargo para él que se traduzca en ser el zar de los energéticos.

Así de complicados son los caminos de la vida pública y la política, y Rolando está sobreviviendo a las turbulencias.