Cosas Nuestras

Nada

En la novela danesa Nada, un grupo de secundaria se propone hallar el significado de la vida.

Apilan en un aserradero abandonado un montón de sus cosas más preciadas.

Empiezan por sandalias, aretes, bicicletas y una colección de libros.

Luego se vuelven encarnizados y exigen cosas más personales, más desalmadas.

El cuerpo corrupto de un hermanito, un dedo, la inocencia de una doncella.

Cuando descubre la Policía su macabro botín, el público se horroriza, pero el pueblo se vuelve famoso.

Sobran los reportajes, las entrevistas y hasta llegan corresponsales del mundo entero.

No hallaron el significado, pero hicieron aflorar la veta violenta, la misma que genera niños sicarios y asaltantes.