Cosas Nuestras

Riesgo

Haga de cuenta que en un estadio lleno a plenitud entrega usted a cada espectador una antorcha encendida.

El espectáculo sería maravilloso con el incendio simulado que alumbraría cada rincón del estadio.

El problema sería una posible deflagración que consumiera al estadio y a los espectadores.

Riesgo semejante corre una sociedad en que millones y millones tienen en las manos una antorcha semejante.

Todo mundo está en las redes sociales y se ilumina con volúmenes ingentes de información.

Imagínese un rumor sin fundamentos y anónimo que sacuda a las redes y siembre el pánico.

Las llamas serían incontenibles y las reacciones poderosas e irresponsables.

¿A quién le vamos a reclamar antes de que se causen graves daños a toda la sociedad?

jvillega@rocketmail.com