Cosas Nuestras

Prospera

Cada sexenio se le cambia el nombre al programa. En el tiempo de Calderón se llamó Oportunidades, ahora se llama Prospera.

Tiene la mejor de las intenciones al convertir a los necesitados en generadores de su propio bienestar. .

Por vicios del sistema y por la desidia de los beneficiarios una y otra vez se convierte en asistencialista.

Con apoyo internacional y nuevas estrategias se intenta de nuevo abatir la pobreza con Prospera que supone a los pobres estudiando o trabajando. Pero habrá que limpiar el sistema de vicios y raterías.

La pobreza no tiene por qué ser eterna. Nos va en ello el desarrollo general del país sin rezagos y sin parásitos.

jvillega@rocketmail.com