Cosas Nuestras

Preparación

Por un viejo tabú democrático no se deben pedir calificaciones especiales a quienes desempeñan cargos de representación popular salvo casos excepcionales.

Por eso ve usted que llegan al Congreso de la Unión choferes de los líderes obreros, esposas de políticos y simples ciudadanos salidos del montón.

Pero como para legislar hay que conocer de Derecho, leyes y procedimientos, ahí es donde los menos preparados no dan el ancho y la tarea se concentra en los que sí estudiaron.

Cuesta mucho dinero sostener a los diputados y si hasta la preparatoria es obligatoria para todo mundo, bien se les pudiera exigir carrera técnica o licenciatura y dar un plazo de hasta 9 años para que todo aspirante tenga tiempo de cursarla.

Nuevo León puede ser modelo nacional dada la calidad del capital humano entre nuestros ciudadanos.

jvillega@rocketmail.com